CIUDAD

El barrio de Bucaramanga que se volvió museo

Es el barrio San Miguel en donde además está la conexión alterna Centro - Real de Minas.

El barrio San Miguel en donde algunas viviendas tuvieron que modificarse para darle paso a una cicloruta que hace parte del proyecto conexión alterna centro - Real de Minas, y cuyas fachadas habían quedado deterioradas, fue convertido en un museo. 

La obra que generó rechazo de cierto sector de la comunidad por las afectaciones hoy es todo un atractivo turístico. El artista plástico Guillermo Quintero, quien ejecutó la obra, explicó como fue el proceso.

"Encontramos muchos de estos predios demolidos y decidimos dejar ventanas que de alguna manera mostraran lo que había sido el pasado de este sector. La misma comunidad son los guías", dijo el artista. 

El proyecto de 360 metros de ciclorruta tuvo un valor de $508 millones de pesos.

Cargando