Lo más leído

  • “El que de amarillo se viste…”: Carla Giraldo en lindo vestido de baño
  • Con 33 mil firmas, esperan revocar el mandato del Alcalde de Manizales
  • "Se baila un villancico", le dicen a Jessica Cediel por su video
  • Este martes sin luz varios sectores de Cartagena y 3 municipios de Bolívar
  • “¡Qué verde!”, le dijeron a Daniela Ospina tras lucir este traje de baño
  • Hombre se lanzó al vacío desde un Puente Peatonal

Los carros de hierro

El Tranvía funcionaba desde la Carrera Séptima con calle 13.

Con la nostalgia a flor de piel, Enrique Sánchez un hombre de casi 90 años que recorre las calles del centro de la ciudad, recuerda los carros de acero, los vehículos que transportaban a los bogotanos desde la calle real.

“Yo vivía en Chapinero pero estudiaba en el centro, y tomaba el Tranvía acá en el puente de San Francisco, me iba a mi casa por la séptima”, cuenta Enrique.

El tranvía llevaba a ricos y pobres, altos y bajos, todos en busca de acortar su distancias, en una ciudad que no tenía las dimensiones actuales y en las que por unos centavos, se podía recorrer casi de lado a lado.

Los precios también variaban y muchas veces las clases sociales, por estos precios, se dividían

“Había un tranvía obrero que valía dos centavos y otro que valía cinco centavos, mis papás lo utilizaban mucho”, cuenta Enrique, sin embargo era accesible para todas las personas, no como hoy en día que a mucha gente le cuesta conseguir lo del pasaje de Transmilenio”. Cuenta Enrique.

Lea También: 5 Datos curiosos en el cumpleaños de Bogotá

Hoy en día las distancias son largas, muchas personas buscan alcanzar esos sitios que cada vez parecen más distantes, en máquinas fabricadas en volumen y que son frías y grises.

Mariela López, una mujer que ha vivido toda su vida en el centro y que es bisabuela recuerda cómo eran los carros de hierro, como era conocido en algunas partes el Tranvía.

“Bogotá era una ciudad fría y oscura en muchos meses del año, pero así era Bogotá, y los carros eran pesados y muchas veces grises, otros tenían algunos colores, pero todos eran muy bonitos y también se llenaban como los buses esos de hoy”, cuenta Mariela.

Los últimos vehículos del Tranvía que lograron continuar después del “Bogotazo”, no tuvieron la suficiente fuerza para resistir más años, era la mitad del siglo XX y solo 8 carros sobrevivieron, después como una especie en extinción, simplemente desaparecieron.

Cargando

Escucha la radio en vivo

Elige una ciudad

Caracol Radio

Caracol Radio
En vivo

Programación

Último boletín

Ciudades

Elige una ciudad

Caracol Radio

Compartir