Caminantes de ruta libertadora llega al primer hospital del Ejército Patrio

Tras más de 35 días de recorridos, desde que salieron de Arauca, los caminantes de la ruta libertadora llegaron a Tasco un municipio ubicado muy cerca al río Chicamocha y donde las tropas patriotas encontraron un lugar seguro para curar sus heridas.

Puede leer: Exposición itinerante 77 días hacía la libertad, la historia de una epopeya

Allí, luego de cruentos combates en Paya y Pisba sumando el agreste clima que cobró la vida de cientos de soldados de Simón Bolívar, pero también del Ejército realista, encontraron en la prócer Paulita Álvarez, una mujer aguerrida quien los asistió y los ayuda a curar.

Bolívar se trasladó Aposentos de Tasco una hacienda ubicada en el municipio, el cual se convirtió en el primer cuartel y le sirvió como escondite.

“Hay que atender a los soldados heridos, y por eso se traslada al municipio de Tasco que por aquel entonces no era tan grande sino que era un caserío”, cuenta Diana una habitante.

Vea también: Matilde Anaray, la niña que cubrió con sus ropas al Ejército Libertador

Según el alcalde de Tasco, Javier Ricardo Bustacara, la hacienda está denota un avanzado estado de deterioro y para ello se requiere de una intervención urgente del Estado colombiano. “Se requiere que se rehabilite, se restructure, se le haga la debida intervención, teniendo en cuenta el contexto de sus 200 años”

“Realizamos un homenaje a la prócer Paulita Álvarez quien asistió a los militares hace 200 años en el primer hospital militar de Colombia que fue en Tasco”, explicó Bustacara.

Cargando