A la cárcel "Lucumí", presunto jíbaro de Malagana- Bolívar

Con esta importante captura se le propinó un duro golpe a las finanzas del microtráfico con incidencia delincuencial en esta zona del departamento

En desarrollo de la tercera fase del plan choque, el que la hace la paga, “construyendo seguridad”, la Policía Nacional en el Departamento de Bolívar, a través de efectivos del Modelo Nacional de Vigilancia Comunitaria por Cuadrantes, logró en las últimas horas la captura de un sujeto conocido en las calles de Malagana como el “Lucumí” de 32 años de edad, por el presunto delito de tráfico, fabricación o porte de estupefacientes.

Con las “manos en la masa” fue sorprendido “Lucumí” como se le conoce a un presunto delincuente en el corregimiento de Malagana.
La patrulla del Modelo Nacional de Vigilancia Comunitaria por Cuadrante lo siguió hasta el barrio nuevo horizonte y le dio captura.

Fue a través de información suministrada por las Redes de participación cívica, donde pusieron en conocimiento de las autoridades sobre su paradero. Tenía una actitud sospechosa, lo que hacía pensar a los residentes que estaba expendiendo sustancias alucinógenas”, aseveró la institución.

Cuando el sujeto conocido como el “Lucumí” observó que los Policías iban por él, corrió a esconderse en un lote baldío. Los uniformados activaron “el plan candado” y fue así como, pese a que el presunto delincuente intentó burlar a las autoridades, fue detenido.

En la requisa que le practicaron le hallaron en su poder 50 dosis de sustancias alucinógena (base de coca), lista para ser comercializada motivo por el cual fue capturada por el delito de tráfico de estupefacientes.
Es preciso mencionar que “Lucumí” de 32 años de edad, presenta dos anotaciones por el delito de tráfico, fabricación o porte de estupefacientes.

Las autoridades informaron que el procesado es el mayor distribuidor de los mal llamados “Jíbaros” que expenden en parques, discotecas y alrededores de entornos escolares del municipio de Mahates y zonas aledañas.

Las investigaciones dejan entrever, que el capturado reclutaba niños, niñas y adolescentes en la zona con el fin de ser instrumentalizados al consumo y a la venta del alucinógeno y demás conductas delictivas.

En consecuencia el procesado fue dejado a disposición de la Fiscalía local 61 de María la Baja, donde el ente acusador les imputó cargos por el delito de tráfico, fabricación o porte de estupefacientes.

En desarrollo de la audiencia el Juez Promiscuo Municipal de Mahates (Bolívar) le impuso medida de aseguramiento privativa de la libertad intramural en la cárcel de mediana seguridad San Sebastián de Ternera por el delito de tráfico, fabricación o porte de estupefacientes.

Entre tanto, el Coronel Juan Carlos Rivera Florián, comandante de la Policía en el departamento de Bolívar (encargado), indicó que los controles y las acciones investigativas dirigidas a capturar a expendedores de estupefacientes en Bolívar se intensificaran cada día más, con la finalidad de evitar que muchos jóvenes y adultos se vean envueltos en el terrible mundo de la drogadicción.

Con esta importante captura se le propinó un duro golpe a las finanzas del microtráfico con incidencia delincuencial en esta zona del departamento de Bolívar. Puntualizó el oficial.

Cargando