INVIERNO

Invierno sigue generando estragos en Risaralda

En las últimas horas se registró una fuerte granizada al occidente del departamento, afectando a cerca de 60 personas y diferentes cultivos.

Las fuertes precipitaciones de las últimas horas generaron emergencias en cinco municipios del occidente de Risaralda, donde se registraron destechamiento de vivienda e inundaciones a causa del aumento en el caudal de los ríos.

El reporte preliminar entregado por los organismos de emergencia es de tres viviendas destechadas ubicadas en las veredas El Tigre y La Selva, en el municipio de Belén de Umbría.

En la vereda La Playa, municipio de La Celia, un rayo cayó sobre una vivienda, resultando ilesas las dos personas que habitaban en ella, y en el sector de el Edén, debido al desbordamiento del río Monos una vivienda resultó afectada.

En el caso de Guática, donde se registró una fuerte granizada, resultaron afectadas 12 familias de los barrios La Esperanza y San José del corregimiento de Santa Ana, así como el puesto de salud y cultivos de café, aguacate y Plátano.

"Debido a la fuerte lluvia que cayó sobre el municipio, fueron afectadas cerca de 12 familias, a quienes les hemos prestado la atención requerida, ayudando en la recuperación de algunos enseres" indicó Fredy Bayer, alcalde de Guática.

De momento, la Coordinación de Gestión del Riesgo Departamental, se encuentran realizando las labores de campo correspondientes, evaluando las pérdidas y así establecer el numero total de personas afectadas, para realizar la atención primaria de emergencia.

En Mistrató, donde se declaró la calamidad pública semanas atrás, se registró la creciente del río Risaralda, sin mayores afectaciones.

Finalmente, en Santuario, los organismos de emergencias atendieron el llamado de la comunidad del barrio Santafé por destechamiento de dos viviendas.

Cargando