Reconversión del cultivo de cebolla Para salvar el Lago de Tota, Boyacá

El lago más grande de Colombia, el lago de Tota en Boyacá, preocupa por estar altamente contaminado por malas prácticas agrícolas.

Lago de Tota /

El presidente Iván Duque durante el Taller Construyendo País del pasado 2 de marzo en Aquitania, se comprometió a adelantar tareas e inyectar recursos para salvar el lago más grande de Colombia.

El ministro de Ambiente, Ricardo José Lozano, anunció que se invertirán varios dineros y que se firmará un convenio con el Ministerio de Agricultura en el mes de abril para asegurar el cierre financiero del proyecto.

Son 600 millones de pesos que provienen de la Unión Europea para programas de recuperación del ecosistema Lago de Tota a través de la Agencia Francesa para el Desarrollo (AFD) en convenio con el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible.

Pero será clave la reconversión del cultivo de cebolla, proyecto diseñado por el ministerio de Ambiente y de la Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria – Agrosavia (antes Corpoica).

Ante los productores de cebolla, de la comunidad de la cuenca, los alcaldes de la región y delegados del ministerio de Agricultura, de la Gobernación de Boyacá y Corpoboyacá, se sustentó la iniciativa para reducir el impacto del cultivo de trucha en el cuerpo de agua.

Se trata de implementar “medidas de recolección, tratamiento y disposición final de los excrementos de los peces y de los desperdicios de concentrado. La producción sostenible de cebolla larga se reducirá el excesivo uso de agroquímicos, que además de contaminar el cuerpo de agua, deteriora del recurso suelo, por ejemplo el proyecto de ejemplo de abono orgánico y cultivo de cebolla orgánica alternativa de la gallinaza en Aquitania nos ayuda a avanzar en los pilotos de la productividad que hace parte del pacto de sostenibilidad nacional”, concluyó el ministro Lozano.

Cargando