Coroneles implicados en escándalo de corrupción esperan que se acelere la investigación

Los coroneles del Ejército involucrados en el escándalo por corrupción que se denunció a través de WhatsApp, se pronunciaron en Caracol Radio.

La denuncia ya conocida indica que al interior de la Primera Brigada del Ejército que opera desde el departamento de Boyacá, supuestamente se estarían ofreciendo de forma irregular puestos y sueldos con dineros de la institución, para favorecer de forma personal a compañeras sentimentales y conocidos de algunos altos mandos de esa unidad militar.

Los tres oficiales implicados en el escándalo de corrupción, reaccionaron en Caracol Radio y estuvieron de acuerdo en que tratarán de mantenerse herméticos mientras la investigación arroja resultados.

El Teniente Coronel Fredy Gualteros Carmona Comandante del Batallón de Apoyo y Servicio para el Combate No 1 "Cacique Tundama", oficial que destapó las presuntas irregularidades por medio de un mensaje de Whatsapp, aseguró que no tiene tacha alguna en su hoja de vida.

“En este momento no tengo ninguna zozobra, yo estaba siguiendo las políticas del ejército, bajo el derecho de no estar de acuerdo con algo dentro de la comisión, pero no más, también sigo el honor y a la ética mía”, dijo en Caracol Radio coronel Gualteros.

Agregó que sobre el caso y los motivos que lo impulsaron a realizar la denuncia, prefiere mantener en reserva la información puntual.

“Cualquiera puede pedir copia de los 24 años que tengo en el ejército, cualquiera puede tener mi informe de vida, y es transparente, no he tenido problemas y eso es lo que habla por uno. El resto lo diré ante los entes judiciales cuando tenga que declarar”, mencionó Gualteros Carmona.

Por ultimo defendió la institución: “en este momento no puedo decir mayor cosa por recomendaciones de mi abogado, pero lo único que sí sé es que el Ejército es una institución digna de hombres y mujeres que trabajan duro por este país”.

Por su parte, uno de los coroneles denunciados y jefe del Estado Mayor José Antonio Siabato, indicó que espera que se aclare el verdadero motivo de la denuncia.

“No estoy autorizado para difundir nada sino a través de los resultados de las investigaciones…porque las cosas no son como se difundieron sino que tiene otro trasfondo. Más adelante se revelará la realidad de las cosas porque nosotros tenemos una familia, unos hijos y un honor militar que defender”.

De otro lado, el coronel Antonio Zaraza, comandante de la Primera Brigada del Ejército, señaló que también guardará silencio y que prefiere que la información se dé por cuenta de la Segunda División.

“Nosotros cumplimos órdenes y no estoy autorizado para pronunciarme al respecto. Todo se canalizará desde el comando”, mencionó el militar.

En lo que están de acuerdo los oficiales, es en que esperan que las investigaciones arrojen resultados en corto tiempo para esclarecer los hechos.

Hay que decir que a los dos coroneles denunciados ya se les inició una investigación preliminar disciplinaria para establecer si hay o no mérito para abrir una investigación formal.

Por su parte, al coronel que denunció las presuntas irregularidades se le abrió una investigación disciplinaria por utilizar los medios no adecuados para las quejas, de acuerdo al reglamento castrense.

Cargando