Borda sobre sanción a Ricaurte: "O todos en la cama, o todos en el suelo"

El analista arbitral se refirió al castigo aplicado a Andrés Ricaurte en la previa del clásico antioqueño.

Por José Borda

Andrés Ricaurte, volante del Independiente Medellín, fue sancionado de oficio con dos semanas de suspensión “por contribuir en un error de juicio y en consecuencia hacer adoptar una decisión incorrecta al árbitro” del partido Edwin Ferney Trujillo, en el encuentro disputado contra Santa Fe en la fecha 9 del rentado colombiano, en el que a propósito no hizo bien su trabajo.

La sanción de oficio es una medida que toma el Tribunal de Penas para sancionar una conducta que haya sido inobservada por el árbitro del partido en el terreno de juego, así como también “rectificar errores manifiestos en los que pudiera haber incurrido el árbitro al adoptar sus decisiones disciplinarias”; de conformidad con los artículos 1412 y 1613 del Código Único de Disciplina de la Federación Colombiana.

Como todo sube, la multa que le aplicaron al jugador del poderoso fue de $49.087.560, recuerdan ustedes que en años anteriores la multa era de $44.266.000; es decir, fue de cinco millones de pesos el incremento para este año. “Que carestía tan brava de la cual no se escapan ni los simuladores”.

Ricaurte es sancionado por simular y se pierde el clásico ante Nacional

Una de las últimas sanciones de oficio fue para el defensor de Atlético Nacional, Alexis Henríquez, en el clásico paisa. Juego en el que el Medellín derrotó 2-1 al cuadro verdolaga.

El samario le propinó un codazo al goleador Germán Cano y el árbitro Andrés Rojas no castigó, eso fue el 10 de Octubre del año pasado. Hoy se repite la historia previo a otro clásico, eso si el equipo rojo de Antioquia argumenta falta del debido proceso, y el Tribunal, extemporaneidad en la presentación de pruebas ¡qué enredo!

Lo extraño de estos procedimientos es que el mismo Tribunal no ha sancionado a otros jugadores por casos similares, teniendo presente que en lo que va de esta Liga ya han sucedido varios y los han pasado de agache, lo cual demuestra que no tienen coherencia para los castigos, generando en el ambiente la sensación de justicia selectiva.

Algo que todos los que estamos alrededor de fútbol queremos, es que se mida con el mismo racero este tipo de situaciones ¡O todos en la cama o todos en el suelo! algo que este tribunal no ha aplicado últimamente.

Cargando