Duque y el descontrol de sus funcionarios en redes

Muchos dolores de cabeza le han causado al Gobierno el lenguaje radical y ofensivo de varios de sus integrantes.

La primera gran polémica que enfrentó el presidente fue la de Gloria Ortiz, una militante del uribismo que inicialmente sonó para ocupar la dirección de la UNP, pero sus trinos en contra del partido Farc y el proceso de paz la hicieron no apta para ejercer el cargo pues consideraba delincuentes y terroristas a la mayoría de sus protegidos.

Por el caso del Centro Nacional de Memoria Histórica, cero y van tres candidatos que terminan descalificados por la opinión pública por cuenta de sus trinos estrechamente relacionados con el cargo que van a desempeñar. Niegan el conflicto armado, se refieren de manera insultante hacia la oposición y descalifican las víctimas dependiendo de su origen.

Lea también: Corte adelantará audiencia sobre si Google puede filtrar información

El caso más reciente es el del director de servicio de televisión de la Casa de Nariño Ignacio Greiffenstein que tuvo que ser despedido después de llamar “putas” a las seguidoras de Gustavo Petro.

Vea también: #MaldonadoExplica ¿Por qué somos tan agresivos en redes sociales?

Aunque Nubia Stella Martínez no es funcionaria pública, es la directora del Centro Democrático, partido de gobierno, ella también incurrió trinos insultantes hacia la periodista Vicky Dávila, a quien llamó “rata petrista” a través de su cuenta oficial. Después se disculpó señalando que fue un CM el que había mandado los trinos por error.

Lea también: Denuncian nuevo trino ofensivo de funcionario del gobierno

En la Superintendencia de Notariado y Registro también tuvo que salir un funcionario de comunicaciones luego de lanzar trinos insultantes contra Daniel Coronel y el periodista Julián Martínez a quienes acusó de mafiosos pero además también hizo algunas referencias antisemitas que incluso generaron un reclamo de la comunidad judía en Colombia y le terminaron costando su cargo.

Cargando