¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Defensor: El control del tabaco debe ser un asunto de derechos humanos

Colombia es uno de los países con la tasa más baja de impuestos a estos productos.

Carlos Negret /

El defensor del Pueblo, Carlos Negret, exigió al Gobierno Nacional que la política en materia del consumo sea tratada como un asunto de derechos humanos tras el impacto que tiene en la sociedad.

Según Negret, a pesar de la expedición de la Ley 1335 de 2009, existen vacíos en las leyes relacionados como “la falta de regulación de la cadena de mercado de los dispositivos electrónicos para el consumo de nicotina, también conocidos como cigarrillos electrónicos”.

Además, otra advertencia que hace el defensor es que no se ha avanzado en materia de los avisos presentes en el etiquetado y empaquetado, así como en la prohibición de publicidad, promoción y patrocinio.

La Defensoría pide que se aprueben las iniciativas legislativas que buscan ampliar las advertencias de salud en los empaques de productos de tabaco para que ocupen un 80% del mismo.

Segundo, espera una decisión del Consejo de Estado para prohibir la exhibición de esos productos en puntos de venta y tercero que el Estado colombiano adopte las leyes necesarias para aumentar los impuestos sobre los productos de tabaco y sus derivados.

Colombia es uno de los países latinoamericanos con la tasa más baja de impuestos a estos productos, a pesar de que ha sido demostrado empíricamente que es la medida más efectiva para reducir el consumo de tabaco y mejorar sustancialmente la salud pública en las ciudades.

Por último, la entidad resalta la implementación normativa del Convenio Marco lograda por el Estado colombiano; pero advierte que no hay una política pública de control de tabaco eficiente y que, al contrario, “existe una sobrecarga de funciones en cabeza del Ministerio de Salud que deberían ser ejecutadas de manera articulada con otras entidades”.

“Por eso, para luchar contra el contrabando debería existir una articulación entre el Ministerio de Salud; la Superintendencia de Industria y Comercio, SIC, y la DIAN y, en general, que se cree un sistema de información común cuando se tomen decisiones referentes al control del tabaco”, explica la Defensoría.

Cargando