¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

River Plate avanzó a cuartos de final de la Libertadores con aroma cafetero

Quintero asistió y Borré anotó un gol, en la victoria 3-0 del club ‘Millonario’ sobre Racing.

River Plate consiguió, este miércoles, un boleto a los cuartos de final por Copa Libertadores, tras haber derrotado 3-0 en el estadio Monumental, a Racing, en donde los colombianos Juan Fernando Quintero y Rafael Santos Borré fueron titulares.

Con goles de Lucas Pratto, Exequiel Palacios y el colombiano Rafael Santos Borré, el equipo que conduce Marcelo Gallardo se impuso con autoridad para definir una serie que había registrado un empate sin goles en el partido de ida disputado en el Cilindro de Avellaneda.

De esta manera, entre River Plate e Independiente, que viene de eliminar a Santos en una polémica serie, se definirá un semifinalista argentino en esta edición de la Copa Libertadores.

 A los 11 minutos, el delantero Lucas Pratto recibió un centro atrás de Montiel y con una furibunda definición dejó estéril la reacción del portero chileno Gabriel Arias para marcar el primer tanto de una serie en blanco.

El gol tranquilizó a River, que de la mano del juvenil Exequiel Palacios junto con los colombianos Juan Fernando Quintero y Rafael Santos Borré lograba tener el control del balón y llevar peligro al área rival.

 A los 27 minutos llegó el segundo gol de River tras un contragolpe que terminó con un remate sin intención de Neri Cardozo hacia atrás que habilitó al juvenil Exequiel Palacios, que definió con gran categoría al enviar un remate cruzado.

El portero Franco Armani demostró ser una pieza clave en esta plantilla de River porque tuvo dos intervenciones decisivas, una en cada tiempo para dejar por quinta vez consecutiva en la temporada su valla invicta.

Y en el minuto 80 un tiro de esquina encontró un desvío exquisito del colombiano Rafael Santos Borré para redondear una noche sensacional para River en general y para el colombiano en particular.

Luego del tercer gol, un entredicho entre Enzo Pérez y Ricardo Centurión terminó con agresiones, tumultos y la expulsión de ambos jugadores por parte del árbitro, el paraguayo Mario Díaz de Vivar.

Cargando