¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Álvaro Ashton deberá ir a juicio por nexos con paramilitares

Le negó un recurso de reposición con el que intentaron frenar el proceso y su caso fue asumido por la Sala de Juzgamiento.

Álvaro Ashton /

La Corte Suprema de Justicia decidió continuar con el llamado a juicio en contra del excongresista Álvaro Ashton por el delito de concierto para delinquir, pese a que su defensa interpuso un recurso de reposición en donde se pedía frenar este proceso.

Para su abogado habían al menos tres argumentos por los que se debía determinar la nulidad de la acusación.

El primero, que la Sala Penal no era competente porque se debe aplicar segunda instancia, lo que se le negó diciéndole que mientras se conforma la sala de instrucción ellos deben actuar.

El segundo, que el proceso en su contra por el delito de concierto para delinquir ya había prescrito.

“El hipotético concierto para delinquir con el frente José Pablo Díaz de las AUC, habría cesado el día de la desmovilización colectivo del mismo, lo que se dio el 9 de marzo de 2006. Luego el pasado 9 de marzo de 2018 se habría configurado la prescripción de la acción penal dentro del presente proceso, antes de la fecha del auto de acusación”, se leía en su petición.

Sin embargo, dijo la Corte que no hay prescripción porque el delito de concierto para delinquir tiene una pena de 12 años y ella se me debe sumar la cuarta parte, es decir 4 años más de plazo porque era servidor público. Por tanto la justicia tiene 16 años para revisar su caso, contando a partir de la desmovilización del Frente José Pablo Díaz que fue el 9 de marzo de 2006.

Y tercero, para la defensa de Ashton el magistrado ponente Eugenio Fernández estaba impedido porque habría sido influido por el denominado Cartel de la Toga, según las declaraciones del exfiscal Luis Gustavo Moreno.

La Corte negó también la recusación argumentando que, “en la medida en que el impedimento atribuido al ponente no se encuentra configurado, la nulidad es inexistente y se limita a ser producto de una compresión subjetiva que dio por sentada una premisa irreal”.

Ya con esta decisión, la defensa de Ashton optó por pedirle a la Sala de Juzgamiento que envíe el expediente a la JEP, pues allá se está revisando aún si se puede asumir el caso porque interpuso un recurso contra la decisión que ya le negó esa posibilidad.

Cargando