¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

“El café detiene la sangre y une a la gente”

Más de 2 mil familias del sur de Bolívar esperan que el PDET regional les permita arrancar de raíz y para siempre la maldición de la coca.

Por: Juan Fraile - Daniel Sarmiento

Beyer Cárdenas es un joven formado entre cafetales y lidera una asociación de campesinos que han dejado el cultivo de coca para empezar a sembrar café, con la ilusión de que en el extranjero se deje de hablar de la cocaína colombiana y se empiece a abrir camino este producto que tiene todo el poder de inundar los mercados internacionales con su aroma y sabor particular.

Durante la discusión del Plan de Desarrollo con Enfoque Territorial de esta región, logró organizar a los campesinos para que allí quedará consignada la necesidad de estimular la producción agrícola del grano, con tecnología, capacitación y por supuesto vías para poderlo comercializar.

Atrás quedaron la incertidumbre de los combates entre el ejército y la guerrilla y ahora empieza el reto de agremiarse y convertir esta región en un polo cafetero con denominación de origen.

“Mi mamá cuando uno estaba pequeño y uno se cortaba le ponía café y paraba la sangre, eso es lo que queremos que pase en la región, el café une la gente, todo el mundo se sienta y resuelve sus problemas saboreando un tinto, creemos que tenemos todo el potencial para exportar pero necesitamos el impulso del gobierno y por primera vez vemos que nos están teniendo en cuenta y que hay una oportunidad para desarrollar nuestros cultivos”, explicó mientras servía café recién molido, sembrado en varias veredas de Santa Rosa del Sur.

Cargando