¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Tendencias

El pecado de Iván Duque

El presidente electo tiene una debilidad que no era conocida por los colombianos.

Varios habitantes de Bogotá quedaron sorprendidos el pasado viernes cuando el presidente electo Iván Duque ingresó a una estación de gasolina sobre la carrera Séptima con Jorge Mario Eastman, quien será el secretario general de la Presidencia a comer perro caliente, una de las debilidades del mandatario que asumirá funciones el 7 de agosto.

El ‘antojo’ se produjo después del lanzamiento del libro La Semilla del Triunfo que se hizo en el Gimnasio Moderno en el norte de Bogotá. Según cuentan personas cercanas a Duque, el presidente electo quiso buscar un perro caliente ya que es uno de sus pecados y sabe que debe aprovechar estos días antes de llegar a la Casa de Nariño.

Aunque varios ciudadanos empezaron a subir fotos en las redes sociales cuando vieron a Duque comiendo como cualquier colombiano, Jorge Mario Eastman publicó una imagen en donde decía: Fin de jornada. El Presidente invita”.

Esa foto se ha vuelto viral en las redes sociales y se han visto comentarios positivos por ver al presidente electo comiendo perro caliente y de pie en una estación de gasolina. Según cuentan sus allegados, al terminar las largas jornadas de trabajo Duque ocasionalmente los invita a comer algo pero nada de restaurantes costosos.

Cargando