¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Cuidemos Juntos las líneas de transmisión

IDEAM anuncia que El Niño podría llegar este año

Los análisis de este fenómeno climático indican su probable ocurrencia dentro de pocos meses.

El Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales – IDEAM– publicó un comunicado el pasado 13 de julio de 2018, en el que advierte sobre la probabilidad de desarrollo de El Niño hacia finales de este año o comienzos de 2019.

El IDEAM, entidad perteneciente al Sistema Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres –SNGRD–, invita a poner en ejecución todas las actividades de prevención y a permanecer muy atentos a los informes y boletines relacionados con la dinámica de este fenómeno, en vista de su probable consolidación.

El Niño es una anomalía climática relacionada con el calentamiento del Océano Pacífico, al frente de las costas de Perú y Ecuador, que se presenta cíclicamente con diferente intensidad.

Su nombre proviene del puerto de Paita –norte de Perú–, cuyos pescadores observaron el aumento de la temperatura del agua en algunas Navidades, época en la que celebran el nacimiento de El Niño Dios.

Este calentamiento hace que los cardúmenes se alejen de la superficie del océano y se dirijan hacia niveles más profundos, donde encuentran agua fría. Esta “migración” entorpece las faenas de pesca y disminuye la cantidad de pescado atrapado, causando dificultades económicas a los pescadores.

En Colombia, El Niño ha causado durante sus anteriores apariciones, efectos negativos en diversos sectores de la economía, especialmente en el agropecuario, pero también en la industria y el comercio:

  • Disminución pronunciada en la precipitación y en la humedad.
  • Disminución de los niveles y los caudales de los ríos.
  • Limitaciones de la cantidad de energía eléctrica que se puede generar.
  • Incremento de la probabilidad de racionamientos de agua.
  • Aumento en la cantidad de incendios forestales.

Este anuncio del IDEAM activa los protocolos del SNGRD, en el que participan ministerios, gobernaciones, alcaldías, corporaciones autónomas regionales y los concejos departamentales y municipales para la gestión del riesgo.

Sin embargo, la activación de estos protocolos no es suficiente. Los colombianos tenemos la obligación de colaborar con las entidades encargadas de gestionar los riesgos de desastres, adelantando una vigilancia activa sobre riesgos de incendios forestales en nuestro vecindario o territorio, y cumpliendo el compromiso de no realizar ningún tipo de quemas.

Y como queremos ir un poco más allá, no solo por El Niño sino por el Cambio Climático en general, debemos convertirnos en ciudadanos sostenibles, y asumir estas ocho acciones en favor de nuestro Planeta:

  • Caminar más, montar en bicicleta más.
  • Ahorrar agua en el lavado del auto y de la casa, y en el aseo personal.
  • Desconectar los aparatos eléctricos que no usemos.
  • Apagar las bombillas en los espacios que no ocupemos.
  • Reutilizar, reciclar y reducir el consumo de recursos y productos.
  • Rechazar objetos fabricados con madera extraída de bosques naturales.
  • Reclamar a los gobiernos, políticas y actuaciones claras en favor de la biodiversidad, la protección del ambiente y el uso de energías renovables.
Cargando