Así ha sido la vida de Demi Lovato en las drogas

La cantante se encuentra hospitalizada tras sufrir una sobredosis de heroína.

Demi Lovato / Getty Images

Demi Lovato comenzó muy temprano en la actuación, pero terminó convirtiéndose en una actriz más con problemas de alcohol, drogas y de alimentación.

Lea también: Demi Lovato, hospitalizada por sobredosis

En su niñez siempre estuvo rodeada con estos problemas, pues a muy corta edad sufrió de bulimia y su padre era adicto a las drogas.

Su problema con las drogas empezó a los 17 años cuando probó la cocaína, las producciones que realizaba a esa edad las hacía bajo las influencias de esta sustancia, ya que consumía diariamente.

"La camuflaba en los aviones y en los baños. Y nadie lo sabía. No era capaz de estar sobria", relató la estrella en el documental "Simply Complicated" también mencionó que, "Estaba drogada o pensaba en consumir".

La razón por la que Demi empezó a consumir drogas fue por curiosidad, según la artista, quien hizo el documental para contar sus problemas con estas sustancias, era para saber por qué su padre decidió escoger las drogas en lugar de su familia, ya que la abandonó cuando ella era una niña.

Vea: El top 5 de las mejores canciones de Demi Lovato

"Mi padre fue un adicto y un alcohólico y supongo que quise saber lo que encontró allí".

A los 18 años estuvo tres meses en rehabilitación por su adicción a las drogas, sus desórdenes alimentarios y por cortarse. Pero pese a ese tratamiento volvió a recaer.

La actriz duró 6 años sin una gota de alcohol en su cuerpo y sin consumir drogas, pero en los inicios de este 2018 sufrió una recaída con el alcohol y el más reciente fue este martes 24 de julio ya que fue hospitalizada por una sobredosis de heroína.