¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Tailandia

Las lluvias, la amenaza para el rescate de niños en Tailandia

El aumento de las presipitaciones pone en riesgo el espacio en la cavidad donde actualmente están 8 los menores restantes y su entrenador.

Los equipos de buzos se preparan para retomar hoy el rescate de los últimos cuatro niños y el adulto atrapados en una cueva del norte de Tailandia, una tercera jornada de salvamento que tendrá lugar entre intensas lluvias.

Tras el éxito de la primera y segunda misión, en las que fueron rescatados en total ocho niños, el contingente internacional del equipo de rescate tiene previsto adentrarse a lo largo del día en la gruta para proceder al rescate del resto del grupo, atrapado a unos 4 kilómetros de profundidad desde el 23 de junio.

Lea también: [En video] Ya son 8 los niños rescatados en cueva de Tailandia

Narongsak Ossottanakorn, portavoz de los efectivos de rescate, evitó ayer precisar a qué hora del martes comenzaría la operación tras anunciar una interrupción temporal de las labores para reponer el material utilizado en la evacuación y evaluar las condiciones en la caverna.

Los ochos menores ya rescatados se encuentran en buen estado de salud y permanecen ingresados en el hospital de Chiang Rai, capital de la provincia homónima y donde se encuentra la cueva.

Se espera que, al igual que en las dos anteriores jornadas, las tareas de salvamento sucedan de manera escalonada y tras la salida los rescatados sean trasladados en helicóptero al centro sanitario.

Lea también: Cápsulas submarina, la nueva esperanza para el rescate de niños tailandeses

El primer ministro de Tailandia, Prayut Chan-ocha, visitó anoche a los niños hospitalizados y los familiares de estos horas después de personarse en las proximidades de la cueva para agradecer el trabajo de las más de 100 personas que participan en los operativos, entre ellos el voluntario español Fernando Raigal.

Los buzos, junto a las personas atrapadas, tienen que superar un laberinto de galerías parcialmente inundadas y con desniveles, en un camino donde tienen que bucear con visibilidad nula, escalar y caminar entre el fango y las rocas.

Los chavales, muchos de los cuales no saben nadar, comenzaron a tomar sus primeras lecciones de buceo la semana pasada una vez que fueron encontrados tras nueve días de intensa búsqueda.

Las precipitaciones que desde la madrugada azotan la región son una de las principales preocupaciones de las autoridades, debido a que el agua filtrada por el monte puede volver a inundar las galerías y anular el drenaje efectuado.

Lea también: Autoridades de Tailandia esperan completar rescate el miércoles

Equipos militares se encuentran en el monte con la tarea de bloquear la entrada de agua hacia los túneles subterráneos.

Los trece -doce escolares de entre 11 y 16 años y su tutor de 26- se internaron en las galerías hace más de dos semanas tras finalizar un entrenamiento de fútbol cuando una súbita  tormenta comenzó a inundar la cavidad y les cortó la salida.

Cargando