¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

20.000 personas se reúnen en Florida por #MarchForOurLives

La marcha pide un alto a los tiroteos en las escuelas y exige que la seguridad de los menores de edad sea una prioridad.

Marcha en la Avenida Pensylvania en Florida. /

Decenas de miles de personas congregadas en Parkland, la localidad del sur de Florida en donde el pasado 14 de febrero se registró la matanza de 17 personas en una escuela secundaria, reclamaron en una marcha un mayor control de armas que "la hora del cambio es ahora".

Al menos unas 20.000 personas, de acuerdo a medios locales, se congregaron en el parque Pine Trail, a poco menos de 3,2 kilómetros de la secundaria Marjory Stoneman Douglas (MSD), donde el exalumno Nikolas Cruz, de 19 años, mató a 14 estudiantes y 3 profesores con un fusil de asalto.

Entre los jóvenes, alumnos, padres de familia y miembros de esta comunidad el reclamo en torno a la violencia de las armas fue unánime, "Basta ya", o, como dijo la estudiante de MSD Samantha Mayor, el cambio debió haber ocurrido "antes de que 17 vidas fueran brutalmente arrancadas de almas inocentes".

"Mis compañeros de clase y yo nos quedamos inmóviles en el suelo, escuchando y sintiendo disparos rápidos", recordó la estudiante, herida en una pierna durante el tiroteo y que subió al estrado levantado en el sitio con la pierna completamente escayolada.

Ella y otros estudiantes que rindieron tributo a los 14 alumnos y 3 educadores asesinados a tiros reiteraron su compromiso de elegir a congresistas que "apoyen leyes responsables" en torno al control de armas.

Max Schachter, padre del adolescente de 14 años Alex Schachter, una de las víctimas mortales del tiroteo, dedicó unas emotivas palabras a su hijo, quien fue "brutalmente asesinado al interior de un aula cuando él y otros 3 compañeros hacían un proyecto para el curso de inglés".

"Daría todo por tener un día más, una hora más, un segundo más con el chico más dulce del mundo", dijo, con la voz entrecortada, para luego señalar que desde ese día él y otros familiares de las víctimas se han movilizado "para hacer de este un mundo mejor".

Casey Sherman, otra estudiante sobreviviente al ataque, dijo que esas 17 personas no murieron en vano y puso de relieve las diferentes acciones tomadas por el movimiento #NeverAgain (#NuncaMás), surgido en Parkland a los pocos días de ocurrido el tiroteo, así como la jornada de hoy, en la que los organizadores cifran en 844 las marchas programadas a nivel nacional e internacional.

Por su parte, Tony Montalto, padre de Gina Montalto, otra de las víctimas, dijo que la única manera de que las demandas de hoy sean escuchadas "es que los dos principales partidos paren de culparse los unos a los otros".

"Necesitamos acción", urgió en su alocución, durante la cual uno de sus hijos sostenía un cartel con la foto de su hermana asesinada, y saludó además la reciente legislación aprobada en Florida.

A raíz de lo ocurrido en Parkland, el legislativo de Florida aprobó una ley que incrementa la edad mínima para comprar armas en el estado de 18 a 21 años e impone un período de espera de tres días para la mayoría de las compras de armas de largo alcance.

La ley no incluye, sin embargo, la prohibición de venta de fusiles de asalto reclamada por numerosos alumnos y padres de las víctimas, como también por congresistas demócratas de Florida.

Tras la concentración, en la que grupos de estudiantes interpretaron temas musicales, los participantes iniciaron una caminata hasta la escuela Marjory Stoneman Douglas, donde está previsto que culmine el acto en esta localidad.

En este estado se han programado diversas manifestaciones, una de ellas celebrada en Miami Beach, donde el superintendente del condado Miami-Dade, Alberto Carvahlo, señaló que "hoy es el día en que decimos no más a la violencia que roba la inocencia de nuestro país".

En Boca Raton, por lo menos unas 4.000 personas marcharon por con cánticos en contra de la poderosa Asociación Nacional del Rifle (NRA), contraria a un mayor control de las armas, mientras que en Palm Beach, se ha programado otra concentración en la tarde en Southern Boulevard, en dirección a Mar-a-Lago, donde este fin de semana descansa el presidente de EE.UU., Donald Trump.

La marcha se realizará poco después de la 14.00 hora local (19.00 GMT), una hora en la que Trump suele regresar a través de esta vía a su club social después de jugar golf, que es lo que ha hecho esta mañana.

"El 24 de marzo, los niños y las familias de March For Our Lives tomarán las calles de Washington DC para exigir que sus vidas y su seguridad se conviertan en una prioridad y que finalicemos la violencia armada y los tiroteos masivos en nuestras escuelas", se señala en el sitio oficial de la manifestación.

En la historia reciente de Estados Unidos se han presentado varias matanzas en instituciones educativas. La más reciente fue en el colegio Stoneman Douglas en el sur de Florida, con un saldo de 17 personas fallecidas.

Le puede interesar: Niña colombiana cuenta su experiencia en el tiroteo de Florida

Cargando