¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

LAS 5 MÁSVaya a la cama bien informado con LAS 5 de CARACOL

El primer gran triunfo electoral de Iván Duque

Se constituye en el líder de la derecha con una votación emblemática para un político joven que por primera vez se medía en las urnas.

Iván Duque Márquez (41 años) se constituye desde este domingo en uno de los grandes opcionados para la elección presidencial del 27 de mayo al lograr más de 4 millones de votos en la consulta de la derecha.

Su nombre se hizo fuerte a partir de febrero en las encuestas hasta llegar a las votaciones de este domingo empatado en la intención de voto con Gustavo Petro, el claro ganador de la consulta de la izquierda.

Con el resultado de la consulta interpartidista, Duque se constituye en el líder de la derecha con una votación envidiable para un político joven que por primera vez se medía en las urnas. Su anterior elección como senador fue producto de una lista cerrada liderada por el ex presidente Álvaro Uribe Vélez en la que no se contabilizan los votos individuales.

La elección de Duque se podría deber a varias razones. Primero, detrás de su triunfo está una marca muy fuerte en política, la de Uribe, que desde un comienzo se puso al frente de la campaña y lo acompañó a todos los rincones del país con todo el partido detrás.

Definitivamente esta consulta reafirmó que “el que diga Uribe”, como pasó con Óscar Iván Zuluaga, termina haciéndose realidad en las urnas. La votación de Duque termina siendo casi la misma de Zuluaga en primera vuelta en 2014: más de 3.7 millones de votos.

Una segunda razón es la manera como Duque manejó sus mensajes en esta consulta. No cayó en posiciones radicales frente a sus compañeros de campaña ni frente a los demás candidatos de los otros partidos. Dejó que la fuerza de choque mediática –no exenta de guerra sucia-- la hicieran los congresistas cercanos. A lo anterior se suma que logró presentar una propuesta programática seria centrada en el tema económico. En lo tributario, plantea reducir las cargas impositivas y aun el IVA, que deberá sustentar cómo lo haría.

Por lo demás, Duque terminó capitalizando el giro de los electores proestablecimiento que, ante el favoritismo de Petro y la falta de fortaleza en los candidatos del centro (Vargas Lleras, Fajardo y de la Calle), tomaron partido por alguien que pueda ser capaz de atravesarse a la opción de la izquierda por el temor de un Gobierno de corte venezolano.

Perdedores claros Marta Lucía Ramírez y Alejandro Ordóñez. Revés para la ex ministra que venía de lograr cerca de 2 millones de votos en las pasadas elecciones y que confiaba tener el apoyo de las bases conservadoras ante el desplante de los barones de su partido. Ordóñez no sale bien librado en su primera medición electoral. Esperaba que los votos de la ultraderecha y de sectores católicos y algunos cristianos defensores de la familia tradicional le votaran de manera abrumadora.

Cargando