¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

BRASIL PORTUGAL

Temer pospone su viaje a Portugal para dedicarse a reforma de las pensiones

El presidente de Brasil, Michel Temer, pospuso el viaje que tenía previsto realizar a Portugal la próxima semana para seguir las negociaciones sobre la polémica reforma de las pensiones que el Gobierno espera que sea votada en el Congreso en febrero, informaron hoy fuentes oficiales.

El Ministerio de Relaciones Exteriores brasileño negocia una nueva fecha para la visita de Temer a Portugal, donde iba a participar el 2 de febrero en una cumbre bilateral, según señalaron fuentes de la Presidencia y de la Cancillería.

Temer solicitó posponer el viaje para concentrarse en las negociaciones en torno a la reforma del sistema de jubilaciones que, después de estar paralizada en la Cámara de Diputados durante todo el año pasado, parece ser que el próximo mes será sometida a votación en el pleno de ese órgano legislativo.

El mandatario ha insistido en sus últimos pronunciamientos públicos acerca de la importancia que tiene aprobar el proyecto con objeto de reducir el abultado y crónico déficit en las cuentas públicas del gigante sudamericano.

El texto, que prevé un endurecimiento de las condiciones para obtener esa prestación, hace parte del paquete de profundas reformas económicas de corte liberal puesto en marcha por el Gobierno de Temer, en el poder desde 2016.

Algunas de esas medidas ya han sido aprobadas, como un techo de gastos para las dos próximas décadas y una reforma laboral que abre la puerta a un abaratamiento de la mano de obra, y se complementan con un severo ajuste fiscal y un amplio plan de privatizaciones y concesiones.

De acuerdo con datos del Gobierno brasileño, el déficit del sistema de jubilaciones alcanzó un récord de 268.700 millones de reales (unos 84.000 millones de dólares) en 2017.

La reforma propuesta por el Ejecutivo, criticada por sindicatos y aplaudida por las patronales, establece como edad mínima para jubilarse en Brasil 62 años para las mujeres y 65 para los hombres.

Hasta que sea votado el proyecto, el Gobierno brasileño busca garantizarse los apoyos mínimos necesarios (308 de los 513 diputados del pleno de la Cámara Baja) para su aprobación e insiste en que de ella depende el futuro del país.

El propio Temer reconoció que la cercanía de los comicios presidenciales, previstos para octubre próximo, está provocando que muchos parlamentarios se muestren reticentes a dar su aval a dicha reforma.

Cargando