¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Columnista Invitado
Columnista invitado

¿El control de armas es la solución?

Javier Garay Vargas, doctor en Ciencias Políticas de la Université Paris-Est Marne-La-Vallée y Magister en Asuntos Internacionales de la Universidad Externado de Colombia, considera que la masacre de más de 50 personas en La Vegas debe llevar a aplicar otras medidas, diferentes al control de armas, ya que esta no es garantía de que no sucedan.

Una nueva matanza en los Estados Unidos y esta vez en Las Vegas, van 59 muertos y alrededor de 500 heridos. Para los medios de comunicación y algunos analistas es la matanza más mortífera en la historia de este país. Así como vuelve a suceder una matanza, vuelven las pasiones y las mismas aproximaciones para la solución de este fenómeno, la mayoría de ellas concentradas en la supuesta necesidad de derogar la segunda enmienda de la constitución de ese país.

La segunda enmienda permite y le da un derecho constitucional a los estadounidenses de portar estas armas, pero resulta que esa aproximación, como decía antes, es pasional y no necesariamente puede solucionar el problema; es una visión facilista para acercarse o para aproximarse al análisis de lo que está pasando en los Estados Unidos.

¿Por qué es facilista? En primer lugar, porque esa segunda enmienda es un derecho constitucional, pero no por eso se aplica de la misma manera en todo el territorio estadounidense; algunos estados han prohibido, han generado regulaciones para evitar el porte libre de armas o han intentado mantener unas limitaciones para la compra y el acceso a esas armas.

En segundo lugar, es facilista porque cuando se analizan las cifras de tenencia de armas, de posesión de armas, el número de armas per cápita por Estado no está correlacionado estadísticamente ni con el número de muertos por Estado ni con el número de matanzas. Solamente unos ejemplos: Los estados con mayor cantidad de armas per cápita se concentran en el noroeste de los Estados Unidos, Utah, Idaho, las Dakotas y un estado más al norte, que es Alaska. Son los que más tienen armas per cápita y, sin embargo, en esos estados no se ha presentado una matanza en los últimos años. Y estamos hablando desde 1950.

Entonces, no hay una relación tan clara entre la posesión de armas y la ocurrencia de este tipo de matanzas. También se da al sentido contrario, los estados con menos armas per cápita son California y Nueva York y allí es donde se concentra el número de matanzas en el mismo periodo, incluyendo también el caso de Nevada, que es donde se encuentra Las Vegas.

También es facilista esta posición porque no se piensa cómo se puede implementar. Una cosa piensan aquellos defensores de la derogación de la segunda enmienda, quienes creen que solamente con la existencia de la ley se soluciona el problema, pero no es así, ¿cómo se va a implementar? Por ejemplo: en el caso de la masacre de Las Vegas, el asesino no tenía ningún antecedente, los vecinos consideraban que era una buena persona, entonces ¿cómo tiene que funcionar ahora?, ¿hay que desconfiar de las buenas personas?, ¿hay que perseguirlas?, ¿hay que hacer profiling (perfilar) según lo cual las autoridades, incluyendo el FBI, van a mirar a aquellas personas con ciertas características para predecir que van a cometer ese tipo de matanzas o para ir y revisar si tienen armas o no?

Adicionalmente, el asesino llegó a un hotel con una maleta llena de armamento; entonces ¿qué va a pasar? ¿Los hoteles deben ahora revisar cuál es el equipaje de sus huéspedes? o, peor aún, ¿va a haber un policía en cada lugar, en un cine, en un teatro, en un restaurante, en un parque de los Estados Unidos, que revise quien tiene armas o no? No es tan fácil implementarlo.

Esto lleva a pensar que lo que uno encuentra es mucha pasión y poca reflexión, porque definitivamente falta mucho análisis sobre cuáles son las causas de estas matanzas: Primero habría que mirar si realmente las matanzas se han intensificado en número en los últimos años. Segundo, ya que decimos que la matanza de Las Vegas es una de las peores en los últimos años, ¿cuáles son las causas?, ¿se pueden evitar a futuro? y ¿cuáles son las medidas para enfrentarlas?

Claramente, la derogación, la generación de una ley o una prohibición no van a solucionar el problema.

Temas relacionados

Cargando