¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Medicina Legal indica que hay 3.500 mujeres con silicona industrial en Cali y Valle del Cauca

Se han sellado lugares que prestan de manera inadecuada procedimientos estéticos, pero estos se han movido a otros lugares para continuar con sus operaciones.

Colprensa/Archivo /

Al advertir que hay instituciones a las que la autoridad sanitaria les ha sellado de manera temporal servicios relacionados con procedimientos estéticos, pero que pese a la medida continúan operando, la gobernadora del Valle, Dilian Francisca Toro, fue enfática en señalar que se aplicarán más sanciones. 

“Vamos a ser drásticos y severos en todo ese tipo de salas de cirugías que no tienen la habilitación ni los requisitos legales, pero también queremos hacer una advertencia a los 38 servicios que hemos cerrado de que no pueden quitarles el sello y empezar a hacer cirugías, porque de lo contrario habrá cierre definitivo y además sanciones pecuniarias”, dijo la mandataria. 

Es que además de las afectaciones por procedimientos estéticos, que en lo corrido del año dejan ocho mujeres fallecidas en el departamento, hay alarma por el uso de sustancias que ponen en riesgo la vida de las usuarias, como ocurrió en una denuncia reciente de una mujer y sus dos hijas, a las que en un centro estético les aplicaron silicona industrial. para levantamiento de glúteos. 

La secretaria de Salud Departamental, María Cristina Lesmes, lamentó que situaciones como estás continúen presentándose y advirtió que un estudio, que se adelanta con Medicina Legal y fundaciones de mujeres afectadas por procedimientos estéticos, arroja que en Cali “hay alrededor de 3.500 personas que han recibido silicona industrial en aplicación de su piel para rellenar, mejorar, o contornear su figura”. 

“Es un altísimo riesgo el uso de esas sustancias en manos de personas no aptas para ello. Nosotros tenemos una publicación permanente en nuestra página web de las clínicas habilitadas, tengo ahora una dificultad muy grande, porque a pesar de haber sellado servicios siguen prestando la atención”, dijo la funcionaria.

Advirtió que como consecuencia del uso de esas sustancias el daño para la salud es muy grave y generalmente lleva a la defunción más tarde que temprano por el embolismo que estas sustancias producen. 

“Sabemos que ese es el número de mujeres expuestas (unas 3.500) que van a requerir tratamiento, que tienen en sus organismos una sustancia industrial que producirá deformidades o la muerte”, insistió. 

Desde el Gobierno departamental la solicitud a la comunidad es que denuncien anomalías para poder proceder como establece la Ley.

Cargando