¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

BRASIL EMPRESAS

Regulador brasileño avala venta de la fabricante de chanclas Havaianas

El Consejo Administrativo de Defensa Económica (CADE), órgano regulador antimonopolios de Brasil, avaló hoy la venta de Alpargatas, empresa que fabrica las populares chancletas de goma Havaianas, anunciada el pasado 12 de julio.

El regulador autorizó este viernes la venta por parte del grupo J&F, controlador del gigante cárnico JBS, a la gestora de recursos Cambuhy y el fondo Itausa, del banco privado Itaú.

El acuerdo, por un valor de 3.500 millones de reales (unos 1.091 millones de dólares) y en el que Cambuhy, propiedad de la familia Moreira Sales; la administradora de bienes Brasil Warrant y el fondo Itausa asumen el control de Alpargatas, está sujeto a la aprobación de las autoridades reguladores, según el comunicado.

J&F tiene una participación del 86 % de Alpargatas, a su vez propietaria de las marcas Havaianas, Osklen, la deportiva Topper y que fabrica en Brasil productos deportivos de la japonesa Mizuno.

"El total de acciones adquirido de Alpargatas será dividido entre las compradoras, de forma que Itaúsa recibirá 50 % de las acciones adquiridas", señaló el CADE en un comunicado.

El grupo J&F controla JBS, implicado en una trama de corrupción que salpica al presidente de Brasil, Michel Temer, y compró en 2015 el control de Alpargatas a la constructora Camargo Correa, otra investigada en las corruptelas de Petrobras, por 2.667 millones de reales (unos 808 millones de dólares).

El grupo J&F está controlado por los hermanos Joesley y Wesley Batista, quienes recientemente confesaron ante las autoridades haber pagado sobornos durante años a centenares de políticos, entre ellos el presidente Temer.

En medio del escándalo, J&F anunció la puesta en marcha de un programa de venta de activos con el que espera recaudar 6.000 millones de reales (unos 1.800 millones de dólares), con el fin de aumentar la liquidez para saldar deudas y mantenerse en un mercado que le cerró el acceso a créditos por los casos de corrupción.

Los activos que están incluidos en el programa de desinversión son el 19,2 % de las acciones de la empresa de lácteos Vigor Alimentos; la participación en la británica Moy Park, que es una de las procesadoras de carne más importantes de Europa, así como los de la subsidiaria Five Rivers Cattle Feeding.

JBS también anunció la venta de sus activos en Argentina, Paraguay y Uruguay a la brasileña Minerva por unos 300 millones de dólares, pero la operación fue suspendida por un tribunal de Brasilia.

Cargando