¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

VENEZUELA PARLAMENTO

Partidos opositores exigen al Gobierno de El Salvador retirar apoyo a Maduro

Tres partidos de la oposición en El Salvador exigieron hoy al Gobierno retirar su apoyo al presidente venezolano, Nicolás Maduro, para "restablecer la democracia y el orden constitucional" en el país suramericano, donde el Poder Judicial se tomó las facultades del Legislativo.

La declaración de la Alianza Republicana Nacionalista (Arena), Partido Demócrata Cristiano (PDC) y Partido de Concertación Nacional (PCN) surgió en respuesta al respaldo que El Salvador ha dado al Gobierno de Maduro al oponerse a una sesión para analizar la situación venezolana en la Organización de Estados Americanos (OEA).

"Lamentamos y reclamamos la postura del Gobierno salvadoreño asumida en al OEA apoyando al régimen de Nicolás Maduro y le exigimos que rectifique su postura", reza un comunicado emitido por los tres partidos.

Los dirigentes llamaron al Ejecutivo de Salvador Sánchez Cerén, de la otrora guerrilla del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), a que "se una a los Gobiernos democráticos de la región para restablecer la democracia y el orden constitucional en Venezuela".

El presidente de Arena, Mauricio Interiano, dijo en rueda de prensa, después de dar a conocer el comunicado, que "las acciones del Gobierno (salvadoreño) han dañado la imagen del país internacionalmente y eso también nos preocupa", porque podría repercutir en las ayudas que el país recibe.

Interiano se refirió así a las declaraciones del senador estadounidense Marco Rubio, quien, según diversos medios locales, amenazó a El Salvador con recortar las ayudas si respaldaba a Maduro en la OEA.

Una veintena de miembros de la OEA se apresta a iniciar hoy una sesión sobre Venezuela con Honduras en la presidencia del Consejo Permanente, debido a la ausencia de Bolivia, el país titular del órgano, que suspendió la reunión esta mañana.

La idea de esta sesión surgió después de que el miércoles pasado el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) venezolano decidiera asumir las competencias de la Asamblea Nacional (AN, Parlamento), de mayoría opositora, debido a la persistencia de un "desacato", un estatus que el Poder Judicial impuso a la AN por el incumplimiento de varias sentencias.

No obstante, el TSJ anunció el sábado que renunciaba a asumir las funciones del Parlamento, pero condicionó su marcha atrás a que la AN ponga fin al desacato por la juramentación de tres diputados opositores suspendidos por una investigación de fraude en las elecciones.

Esto después de que Maduro pidiera a la alta corte que revisara la sentencia que retiraba sus poderes a la Asamblea Nacional.

Cargando