¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Termine el día bien informado con las 5 de CaracolLas noticias más importantes del día en Caracol Radio

FÚTBOL RUSIA 2018: BÉLGICA-GRECIA (Crónica)

1-1. Bélgica salva "in extremis" el liderato de grupo ante Grecia

Bélgica salvó esta noche "in extremis" el liderato del Grupo H ante Grecia, en la clasificación para el Mundial de Rusia 2018, con un gol de Romelu Lukaku en el minuto 88, que igualó el tanto que había logrado para los helenos Konstantinos Mitroglou en el 46, tras un error defensivo de los "diablos rojos".

Bruselas, 25 mar (EFE).- Bélgica salvó esta noche "in extremis" el liderato del Grupo H ante Grecia, en la clasificación para el Mundial de Rusia 2018, con un gol de Romelu Lukaku en el minuto 88, que igualó el tanto que había logrado para los helenos Konstantinos Mitroglou en el 46, tras un error defensivo de los "diablos rojos".

Con el empate, que el propio Lukaku a punto estuvo de convertir en victoria con un cabezazo a bocajarro que despejó el guardameta griego, Bélgica cierra la primera vuelta del grupo como líder, con 13 puntos, seguida de Grecia (11), Bosnia y Herzegóvina (10), Chipre (4), Estonia (4) y Gibraltar (0).

Los "diablos rojos", dirigidos por el español Roberto Martínez, llegaban al duelo con el rival más fuerte del grupo, con cuatro victorias consecutivas y la enfermería llena de estrellas.

Sin Eden Hazard (Chelsea), Kevin de Bruyne (Manchester City) y Thomas Meunier (PSG) por lesión, Martínez optó por mantener su habitual 3-4-2-1 y colocar en el once inicial a Radja Nainggolan (Roma), Marouane Fellaini (Manchester United) y Chadli (West Bromwich).

Grecia, desplegada en 4-4-2, no puso a prueba al portero del Chelsea Thibaut Courtois en toda la primera mitad, cediendo por completo la iniciativa a Bélgica, que se sintió cómoda con el bastón de mando en su Estadio Rey Balduino, impuso su ritmo al partido y gozó de varias ocasiones de gol.

La primera en el minuto 11, cuando el atacante del Nápoles Dries Mertens colgó un balón desde la banda derecha que Fellaini, solo, remató picado a la derecha de la portería de Stéfanos Kapino.

Y de nuevo a la media hora de juego, con un espléndido remate de tacón de Fellaini, a pase del extremo del Atlético de Madrid Yannick Carrasco por la banda izquierda, que acertó a despejar el guardameta heleno, el mejor de los griegos en el partido.

Pero nada más arrancar la segunda parte cambió el guión. Un error defensivo de Bélgica, con mucho talento del centro hacia arriba pero lagunas en la zaga, permitió que Konstantinos Mitroglou (Benfica) subiera el 1-0 al marcador.

Bélgica lo intentó con furia, con una intentona preciosista de Martees adentrándose hasta el área pequeña y con un misil de Axel Witsel (Tianjin) con un balón que bajó del cielo y preparó Romelu Lukaku, entregado y correoso durante todo el encuentro. Pero sin gloria.

Los "diablos rojos" se inquietaban, como evidenció que al primer cuarto de hora de juego Mertens viera una amarilla por pellizcar reiteradamente la nariz de Georgios Tzavelas en un gesto infantil por el que se disculpó.

Pero fueron los griegos los que no supieron mantener la templanza y, a falta de media hora de juego, se quedaron con diez por una evitable entrada de Panagiotis Tachtsidis sobre Toby Alderweireld, que le costó la segunda amarilla al centrocampista del Torino.

Con un hombre menos en las filas helenas y aupados por su afición, los de Roberto "Bob" Martínez recuperaron el dominio de la primera mitad, pero con mucha más hambre de puntos que la mostrada en la primera hora de juego.

El técnico español del conjunto belga retiró a Fellaini del campo y dio entrada al extremo del Borussia de Dortmund Ousmane Dembelé, mientras que el seleccionador griego, el alemán Michael Skibbe, intentó defender su gol de ventaja con un centro del campo más defensivo, retirando a Kostas Fornuis (Olympiakos) y dando entrada a Alexandros Tziolis (Kayserispor).

Con Grecia replegada y mirando el reloj, los belgas lo intentaron sin fortuna, de falta y con el balón rodando, a través de Witsel, Martens.

Hasta que al borde de que el árbitro alemán Felix Brych pitara el final del partido, el incombustible delantero belga del Everton Romelu Lukaku encontró, al fin, portería y salvó al una Bélgica que sufrió mucho sin De Bruyne y Hazard ante una Grecia que ofreció poco más argumentos que la disciplina táctica.

Los belgas siguieron luchando por los 3 puntos hasta el último suspiro y el partido terminó con una "tangana" que se solventó con una amarilla para cada equipo y la expulsión por doble amonestación del griego Tzavelas.

- Ficha técnica:

1. Bélgica: Courtois; Alderweireld, Ciman (Mirallas, m.83), Vertonghen (c); Witsel, Nainggolan, Fellaini (Dembelé, m.65), Chfdli; Carrasco, Mertens; y Romelu Lukaku.

Entrenador: Roberto Martínez (ESP).

1. Grecia: Kapino; Torosidis, Manolas, Papastathopoulos, Tzavellas, Stafylidis, Tachtsidis, Samaris, Mantalos (Zeca, m.83), Fortounis (Tziolis, m.66) y Mitroglou (Vellios, m.92).

Entrenador: Michael Skibbe (ALE).

Goles: 0-1, m.46: Mitroglou; 1-1, m.88: Lukaku.

Árbitro: Felix Brych (ALE). Expulsó por doble amarilla a los griegos Tachtsidis (m.28 y m.64) y Tzavelas (m.41 y m.95). Amonestó a los belgas Fellaini (m.39), Mertens (m.60), Witsel (m.72) y Lukaku (m.97) y a los griegos Samaris (m.73) y Kapino (m.92).

Incidencias: Partido del Grupo H de clasificación para el Mundial de Rusia 2018 disputado en el Estadio Rey Balduino de Bruselas ante unos 50.000 espectadores.

Cargando