¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

BRASIL ACCIDENTE (Previsión)

Muerte de juez del Supremo abre interrogante sobre el rumbo del Lava Jato

La muerte del juez del Supremo Tribunal Federal (STF) de Brasil Teori Zavascki, instructor del caso de corrupción en Petrobras y responsable por las homologaciones de las delaciones sobre la trama, abre una nueva incógnita sobre el rumbo del mayor caso de corrupción en la historia del país.

Zavascki, de 68 años, falleció hoy cuando la avioneta en la que viajaba cayó al mar en el sur del estado de Río de Janeiro por causas aún desconocidas.

En el avión viajaban otras tres personas, una de ellas, según medios locales, el propietario de la aeronave, un conocido empresario de la construcción -que podría haber muerto también en el accidente-, y un cuarto ocupante que fue rescatado con vida.

Zavascki se encontraba de vacaciones y viajaba en una avioneta del modelo Hawker Beechcraft King Air C90 que había salido del aeródromo Campo de Marte, en la ciudad de Sao Paulo, con destino a Paraty, en el litoral sur del estado de Río de Janeiro.

La aeronave, cuyos papeles estaban en regla, cayó en el mar, frente a la costa de Paraty, a 2 kilómetros de la pista de aterrizaje, en medio de una tormenta.

El presidente brasileño, Michel Temer, decretó tres días de luto oficial y ha resaltado su "trayectoria impecable a favor del derecho y la Justicia" de Zavascki, cuya muerte ha conmocionado al país.

Temer será el encargado ahora de nombrar a su sustituto en la Corte Suprema, de acuerdo con el reglamento de la institución.

Antes de asumir el cargo, el elegido deberá ser aprobado en una votación en la Comisión de Constitución y Justicia (CCJ) del Senado y en una nueva votación en el pleno de la Cámara Alta.

Su sucesor tendrá que continuar con los procesos que tenía Zavascki en su carpeta en la Corte Suprema, aunque analistas locales apuntan que, si es designado por Temer, cuyo nombre se ha relacionado con algunas de las múltiples denuncias de corrupción que salpican a la clase política brasileña, podría producirse un conflicto de intereses.

La otra opción, de carácter "excepcional" pero prevista en la reglamentación de la Corte, sería que la presidenta del STF, Carmen Lúcia, elija al nuevo instructor del caso alrededor de Petrobras, entre los miembros de la Corte Suprema.

Zavascki era también el encargado de homologar las delaciones premiadas de decenas de implicados en el caso Lava Jato que han colaborado con la Justicia a cambio de una rebaja en sus condenas.

El juez tenía previsto homologar en febrero cerca de 80 delaciones premiadas de exdirectivos de la constructora Odebrecht, la mayor del país, cuyas filtraciones han sacudido al mundo político brasileño.

En tres años de investigaciones, los responsables del caso Petrobras cerraron ya 71 acuerdos de delación y siete acuerdos de lenidad con empresas y Zavascki había homologado 24 delaciones sobre el caso, todas ellas de políticos con fuero privilegiado.

"Sin él no hubiera podido realizarse la operación Lava Jato", aseguró hoy el juez Sergio Moro, responsable de las investigaciones sobre Petrobras.

Nacido en el sur de Brasil y formado en Derecho por la Universidad Federal de Río Grande do Sul, Zavascki fue indicado por el entonces presidente del país Fernando Henrique Cardoso como ministro del Supremo Tribunal de Justicia (STJ) en 2002, cargó que ocupó hasta 2012.

A finales de 2012, la expresidenta Dilma Rousseff le nombró miembro del Supremo Tribunal Federal (STF).

Cargando