Escuche ahora

Una voz en el camino

Ley Martin


Síganos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Internacional

ESPAÑA YIHADISTAS

Detenidos tres presuntos yihadistas en España

Tres presuntos yihadistas fueron detenidos hoy en las ciudades españolas de Ceuta (sur) y Figueras (noreste) a los que las autoridades acusan de estar muy radicalizados y tener un nivel muy alto de determinación para cometer actos terroristas.

Dos de los detenidos, en Ceuta, fueron personas afines a la organización yihadista Estado Islámico, o Dáesh, que experimentaron un largo proceso de radicalización, según las fuerzas de seguridad de España.

Además, se descubrió un "depósito de armas" que contenía un subfusil automático con su cargador con munición de 9 milímetros, y tres machetes de grandes dimensiones, informó el Ministerio del Interior español.

Los dos arrestados son acusados de terrorismo al considerarse que los detenidos son plenamente afines a la estrategia del EI.

La investigación, centrada en los entornos extremistas de Ceuta, llevó al descubrimiento de un grupo de personas que estaría en una fase avanzada de radicalización en la ideología yihadista.

Según el ministerio del Interior, "los detenidos habrían pertenecido a un grupo de extremistas que mantenían reuniones en las que se ensalzaban los actos de terrorismo ejecutados en diversas partes del mundo. En concreto, el ataque del 13N en París era visto como un ejemplo a seguir en España".

Sus vinculaciones, prosigue la misma fuente, con los entornos islamistas de la Ciudad de Ceuta eran conocidos, ya que "uno de ellos es sobrino del dirigente de la célula que fue desarticulada en 2013 en la misma ciudad en la operación Sham".

Aquella célula, cuyo dirigente y tío de uno de los detenidos fue condenado a 12 años de prisión, ha sido la que más terroristas suicidas ha conseguido enviar a Siria en todo el conflicto.

Por otra parte, en Figueras fue detenido un ciudadano marroquí con documentación holandesa por su presunta pertenencia al EI ante la posibilidad de que pudiera intentar llevar a cabo alguna acción en Europa tras haber retornado en los últimos días desde Turquía.

En un comunicado de prensa, el Ministerio del Interior español explicó que la detención se llevó a cabo en una operación conjunta con las autoridades holandesas y con la participación de servicios de inteligencia de diversos países, a raíz de que se detectara el regreso del ahora detenido desde Turquía a España.

"Desde ese momento y hasta ahora los contactos han sido continuos para tratar de localizar al presunto retornado y detenerle ante la posibilidad de que su regreso estuviera motivado por el interés de llevar a cabo alguna acción en Europa", precisa la nota de prensa.

Fuentes de la lucha antiterrorista han explicado a Efe que los investigadores le consideran una persona extremadamente radical y peligrosa y desconocen por qué su intención era regresar a España y no a Holanda.

Desde 2015, año en el que el Ministerio del Interior español elevó a 4 el nivel de alerta antiterrorista, las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad han detenido a 180 terroristas yihadistas.