¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

MÉXICO PEMEX (Previsión)

Pemex presenta Plan Negocios basado en rentabilidad y alianzas con empresas

La empresa estatal Petróleos Mexicanos (Pemex) presentó hoy su Plan de Negocios 2016-2021, que tiene como eje rector la rentabilidad y que acelerará la instrumentación de la reforma energética puesta en marcha en 2014 con una estrategia basada en alianzas con empresas privadas.

Todo ello hará que la compañía, que no tiene beneficios desde el año 2012, regrese al "equilibrio financiero" en el 2019 o 2020, con lo que comenzará "un proceso de recuperación gradual, pero sostenido de la plataforma", aseguró su director general, José Antonio González Anaya.

El Plan de Negocios, presentado en la capital mexicana, está basado en "premisas realistas y supuestos conservadores", sin hacer previsiones "optimistas" sobre el precio del petróleo, las tasas de interés y los tipos de cambio.

En un panorama que tiene como reto ajustar la estructura de costos a un escenario de precios bajos del crudo, Pemex mantendrá en sus tareas de exploración y producción la "disciplina administrativa" y se concentrará en aquellas "asignaciones rentables después de impuestos", dijo el director general.

La petrolera tiene contemplado un "plan agresivo de farm outs", las asociaciones estratégicas entre una empresa que tiene los derechos de explotación y producción y migra estos a otra o varias firmas.

Esto permitirá incrementar la producción un 15 % y "aumentar la rentabilidad de la empresa de manera importante", aseveró.

Las primeras alianzas en aguas profundas, someras y campos terrestres ya están en marcha, y González Anaya puso como ejemplo la licitación del bloque Trión del Golfo de México, en la que Pemex tendrá una participación del 45 %.

Explicó que la compañía pretende acabar con el "falso dilema entre Pemex y la Secretaría de Hacienda", porque los dos pueden "ganar".

"Si hacemos la implementación de los 'farm outs', se puede construir un escenario en el cual aumenta la recaudación en términos reales para la Secretaría de Hacienda y a su vez existe un alivio fiscal para Pemex", destacó.

En cuanto a su subsidiaria dedicada a la perforación y servicios, el objetivo es "transitar de darle solo servicio a Pemex (a darlo) a otras compañías", dado que cuenta con los activos para ello, defendió González Anaya.

Asimismo, las alianzas también serán clave en la transformación industrial (que incluye la refinación y el procesamiento de gas) para "revertir las pérdidas económicas y operativas" y en la actividad logística , con el fin de que se atienda a varios clientes "en un mercado competitivo".

Pemex trabajará para paliar un problema que el directivo calificó como "gravísimo", el robo de combustible, redoblando esfuerzos en la vigilancia de los ductos y en la reducción de los mercados ilícitos.

Además, señaló que "falta mucho por hacer" en relación a la seguridad, ya que el índice de accidentes en la empresa sigue estando por encima del estándar internacional.

González Anaya subrayó que las finanzas de Pemex, a día de hoy, son "mejorables, pero estables", gracias a iniciativas como el ajuste presupuestario por 100.000 millones de pesos (unos 5.128 millones de dólares) anunciado en febrero, la reforma de su sistema de pensiones y las ayudas del Gobierno federal.

El secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell, aseveró que Pemex "requería un golpe de timón hacia la modernización".

"El modelo regulatorio al que por décadas estuvo sujeta Pemex le hizo afrontar tempestades", y asumir "por sí misma" todos los riesgos geológicos, financieros y operativos, recordó el secretario.

En su último informe financiero, divulgado la semana pasada, la compañía pública reveló que sumó una pérdida neta de 263.802 millones de pesos (13.528 millones de dólares) en los primeros nueve meses de 2016, un 25,2 % menor a la registrada en el mismo periodo de 2015.

Cargando