¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

HONDURAS UNIVERSIDAD

Estudiantes en paro rechazan diálogo propuesto por universidad de Honduras

La crisis en la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), que tiene paralizados sus principales centros por tomas estudiantiles, tiende a agudizarse desde hoy, cuando los alumnos rechazaron un diálogo al que convocó la máxima casa de estudios.

La toma de edificios en las instalaciones de la UNAH en Tegucigalpa y San Pedro Sula, las dos ciudades más importantes del país, han cumplido tres semanas y ya hizo que las autoridades de la UNAH suspendieran el segundo período académico en la facultad de Odontología.

El jueves, la UNAH convocó a un diálogo a partir del próximo domingo con cada uno de los diferentes movimientos estudiantiles en Tegucigalpa y San Pedro Sula para buscar una solución al problema, pero un sector de los manifestantes lo han rechazado, después de que han exigido dialogar.

Uno de los estudiantes de Tegucigalpa dijo a periodistas que no aceptan la invitación al diálogo de la rectora, Julieta Castellanos, porque "ella quiere imponer sus caprichos" y que "la protesta continuará hasta que sean derogadas las reformas académicas porque afectan a los alumnos".

La UNAH invitó "a los movimientos y frentes, y a los estudiantes independientes y diferentes instancias de organización estudiantil de las carreras, facultades y centros regionales para que escojan a sus representantes al diálogo".

En un comunicado la UNAH indicó que "por principio de equidad y para que se facilite el intercambio abierto y productivo", el máximo de estudiantes por facultad y centro regional debe ser de 20 estudiantes.

Además, le fijó hora a cada representación estudiantil para dialogar con las autoridades de la UNAH.

Castellanos ha reiterado que el problema se ha politizado, con la participación directa de líderes del partido Libertad y Refundación (LIBRE), cuyo coordinador general es el expresidente Manuel Zelaya, derrocado el 28 de junio de 2009.

El jueves, el diputado Rafael Alegría, de LIBRE, y otros activistas del mismo partido, acompañaron a los estudiantes en la toma de edificios que mantienen en Tegucigalpa.

Al respecto, Alegría dijo que él está apoyando a los estudiantes no como diputado de LIBRE, sino como dirigente del Movimiento Vía Campesina, aunque sus acompañantes coreaban consignas a favor del partido que lidera Zelaya.

En apoyo a la protesta, un grupo de estudiantes de Ciencias Médicas de la UNAH macharon en Tegucigalpa y llegaron hasta las instalaciones de la institución académica.

Las autoridades han advertido que el segundo período también podría ser cancelado en otras unidades académicas si se sigue perdiendo clases, mientras que si se normaliza pronto la situación, el ciclo se prolongará por los días perdidos.

También está en peligro el tercer ciclo académico, que debe iniciar en septiembre y finalizar en diciembre.

La UNAH tiene una población de alrededor de 90.000 estudiantes a nivel nacional.

En las primeras protestas los estudiantes alegaban que se oponían a que para aprobar una asignatura tenían que obtener una nota del 70 %, ante lo que la UNAH acordó hace dos semanas bajar a 65 %, pero los manifestantes han seguido con su protesta.

Diversos sectores del país han venido abocando por un diálogo entre los estudiantes y las autoridades universitarias para solucionar el conflicto.

Cargando