¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

¿Cómo se cocina la sucesión de Oneida Pinto en la Gobernación de La Guajira?

Se habla de cuatro precandidatos identificados, con jefes políticos en la cárcel, y de la búsqueda de una alianza entre las familias que gobernaron el departamento.

Hoy en La Guajira nadie da la cara para hablar de política y menos del sucesor de la revocada gobernadora Oneida Pinto Pérez, quien duró más tiempo preparando su campaña, que incluyó el divorcio de su esposo para no inhabilitarlo como alcalde de Albania, que los cinco meses que estuvo al frente de la administración.

En el departamento las fuentes aseguran que para las elecciones que deberá convocar la Registraduría una vez el fallo del Consejo de Estado quede en firme solo habría dos candidatos.

Uno de ellos sería el representante con el que las castas políticas que por décadas manejaron el departamento buscarían volver a hacerse al control de la contratación y el otro, representaría los intereses de dirigentes venidos a menos, casi todos tras las rejas.

Fuentes dicen que los Ballesteros, los Pérez Bernier y los Deluque mantiene una cercanía con Jorge Eduardo Pérez Smith, quien aspiró al Senado por Cambio Radical y fue cónsul de Colombia en Maracaibo.

Los Ballesteros y los Pérez Benier tienen vínculos con la familia de Santander Lopesierra, conocido como el hombre Marlboro. Hernando Deluque Freile, padre del presidente de la Cámara, Alfredo Deluque, el 9 de junio se entregó a la justicia luego de que la Corte Suprema lo condenara a 9 años de cárcel por contratación irregular y peculado por apropiación.

EL OTRO CANDIDATO

El fin de semana en Barrancas, Guajira, municipio que junto con el de Fonseca son considerados feudos del capturado gobernador Francisco “Kiko” Gómez, hubo una reunión a la que habrían asistido la mayoría de los 15 alcaldes del departamento, en la que se discutió la necesidad de elegir un candidato único.

“Lo que a mí me dijeron fue que se habló de buscar un buen candidato que represente al departamento, por eso cuando alguien propuso el nombre de Jaime Luis Lacouture (director del Fondo del Pasivo Social de Ferrocarriles Nacionales de Colombia) la mayoría dijo que no, que cómo iban a llevar a un hombre que representa los intereses de la ñoñomanía”, le dijo una fuente a Caracol.

Bernardo Elías Vidal, conocido como ñoño Elías, es un senador natural de Sahagún – Córdoba, quien desde el municipio de Villanueva ha pretendido hacerse al control de la política en La Guajira. En 2015 logró elegir a Luis Alberto Baquero Daza, de La U.

La U también ganó las alcaldías de Dibulla, El Molino y Hatonuevo,

El otro nombre en la lista de posibles candidatos a la gobernación de La Guajira es el de Wilmer González, quien estuvo vinculado a la casa política de Jorge Pérez Bernier, a donde llegó con el apoyo de Cielo Redondo, la exalcaldesa de Uribia, actualmente detenida e investigada por concierto para delinquir, peculado por apropiación, prevaricato por acción, falsedad ideológica en documento público y falsedad en documento privado.

A Cielo Redondo se le vincula políticamente con el “ñoño” Elías, quien en las pasadas elecciones para el senado obtuvo en el municipio de Uribia, 5.650 votos, de un total de 8.658 que tuvo el partido en La Guajira.

Uribia en el crucigrama político del departamento juega un papel destacado teniendo en cuenta su potencial político. Para las pasadas elecciones a la gobernación estaban habilitadas para votar 98.400 personas. Sólo el 40% acudió a las urnas.

El otro nombre que se menciona es el de Eriberto Antonio Ibarra Campo, ex concejal de Riohacha y excandidato a la asamblea de La Guajira, quien estaría siendo apoyado por el rector de la Universidad de La Guajira, Carlos Robles Julio, de quien se dice está detrás de le elección del alcalde de Riohacha, Fabio Velásquez.

Según las fuentes el nombre de Ibarra Campo también podría contar con el apoyo del exgobernador José Luis González (2004), preso en Barranquilla por el delito de celebración indebida de contratos, quien respalda el trabajo que adelanta Robles Julio en el Alma Mater.

“KIKO” GÓMEZ

Según las fuentes consultadas por Caracol las alianzas políticas que actualmente se tejen en La Guajira no sólo buscan consolidar a unas castas políticas al frente de la gobernación, sino también cerrar las puertas al detenido Juan Francisco “Kiko” Gómez, a quien hoy se le considera un paria.

Actualmente el exgobernador enfrenta un juicio por el crimen de la exalcaldesa del municipio de Barrancas, Yandra Britto; su esposo Henry Ustaris, y el escolta Wilfrido Fonseca Peñaranda.

Además del cargo de homicidio agravado la Fiscalía lo llamó a juicio por tentativa de homicidio y tráfico, porte y uso de armas de uso privativo de las FF.MM.

También se le relaciona con las actividades del jefe paramilitar Marcos Figueroa García, alias Marquitos, recientemente extraditado de Brasil.

Noticias relacionadas

  • Oneida Pinto continuará por ahora en su cargo de Gobernadora
Cargando