¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

CHILE D.HUMANOS

Jesuita chileno José Aldunate recibe Premio Nacional de Derechos Humanos

El sacerdote jesuita chileno, José Aldunate, recibió hoy el Premio Nacional de Derechos Humanos, por su labor durante la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990), cuando lideró el movimiento de no violencia.

Según informó hoy el Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH) de Chile, organismo que otorga el galardón, este reconocimiento se le entregó al clérigo por su vasta trayectoria como activista y defensor de los derechos fundamentales.

El sacerdote, que este domingo cumple 99 años de edad, trabajó con el padre y nombrado santo por el Vaticano, Alberto Hurtado, en la Acción Sindical chilena.

Llamado como el "cura obrero", Aldunate es reconocido por fundar el movimiento de la no violencia activa Sebastián Acevedo, formado para denunciar pacíficamente la práctica sistemática de detención ilegal, la tortura y la desaparición de personas durante la dictadura de Pinochet.

En este movimiento, Aldunate ayudó a socorrer a personas perseguidas por la Policía secreta del dictador, asistiéndolos para que treparan muros en embajadas y así lograran el asilo.

El jesuita trabajó con el cardenal Raúl Silva Henríquez, quien también es reconocido por su trabajo en la defensa de los derechos humanos en los tiempos de Augusto Pinochet.

Ambos fundaron la Vicaría de la Solidaridad, un brazo de la Iglesia Católica chilena que asistió a torturados y detenidos políticos y civiles en dictadura.

Durante la dictadura de Pinochet, según cifras oficiales, unos 3.200 chilenos murieron a manos de agentes del Estado, de los que 1.192 figuran aún como detenidos desaparecidos, mientras otros 33.000 fueron torturados y encarcelados por causas políticas.

Cargando