¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

EEUU ENERGÍA

EEUU promoverá diversificación energética en Centroamérica y Caribe en cumbre

Estados Unidos acogerá la próxima semana una cumbre sobre energía en Centroamérica y el Caribe con la que busca promover la diversificación en la matriz energética de la región y reducir su dependencia del programa venezolano de petróleo subsidiado Petrocaribe, y ha invitado también a Cuba a la cita.

La cumbre, presidida por el vicepresidente de EE.UU., Joseph Biden, se celebrará en Washington el miércoles, en paralelo a otra reunión centrada en temas de seguridad en el Caribe, como el control de fronteras, el combate al narcotráfico, el lavado de dinero y la disminución de los bancos corresponsales en la región.

Así lo explicaron hoy varios funcionarios estadounidenses en una conferencia de prensa telefónica sobre la cita, a la que se espera que asistan una docena de jefes de Estado del Caribe y Centroamérica, además de varios vicepresidentes o ministros de Energía de la región.

"Queremos ayudar a estos países a tener una matriz energética más fiable, diversificar sus suministros de energía y aumentar la integración energética" en la región, afirmó una de las fuentes.

El año pasado, Biden ya acogió una primera Cumbre de Seguridad Energética en el Caribe, y este año ha decidido ampliar la cita también a la región centroamericana.

Además, durante su visita a La Habana en marzo, el presidente Barack Obama invitó también a Cuba a participar en la cumbre, pero el Gobierno cubano no ha anunciado, por el momento, si asistirá.

"Nos gustaría que (los cubanos) estuvieran representados en la cumbre, pero eso está aún por determinar", dijo uno de los funcionarios estadounidenses.

Muchos de los países que acudirán a la cumbre pertenecen a Petrocaribe, un programa venezolano integrado por 18 países, incluidos Honduras, Guatemala, Cuba, Nicaragua, República Dominicana, Haití, Belice y una decena de islas del Caribe.

En la cumbre celebrada el año pasado, Estados Unidos instó a los países caribeños a diversificar sus fuentes de energía para rebajar su factura, en una claro llamado a reducir su dependencia de Petrocaribe.

En esta cumbre, Petrocaribe será "un factor importante", pero no el único, según uno de los funcionarios estadounidenses.

"Esta no es una cumbre que se esté convocando en reacción a ningún acontecimiento o serie de acontecimientos en el continente", indicó el funcionario en respuesta a la crisis económica que vive Venezuela.

Otra funcionaria indicó que Petrocaribe "no es el único riesgo para la región" y que, antes de que existiera ese programa lanzado en 2005 por el entonces presidente venezolano Hugo Chávez, varios países de la zona dependían de México.

En paralelo a la cumbre, la consejera del Departamento de Estado, Kristie Kenney, mantendrá una reunión sobre seguridad con los líderes de los países del Caribe, en la que participarán funcionarios de los Departamentos de Justicia y Seguridad Nacional.

"El objetivo es buscar formas de proteger mejor las fronteras terrestres y marítimas compartidas, prevenir que los terroristas operen en la región" y abordar el tránsito de drogas por la cuenca caribeña, apuntó un funcionario.

Además, analizarán el "declive de los bancos corresponsales" en el Caribe, es decir, de instituciones que dan servicios financieros en nombre de otras que no están presentes en un territorio.

Cargando