¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Día de la Tierra: por qué hay que proteger la ‘pequeña’ biodiversidad

Abejas, escarabajos, ranas, peces diminutos o plantas como el maíz están en mayor riesgo de extinción que ballenas, tigres o águilas.

“No podemos hablar de biodiversidad sin hablar de escarabajos”. Mario García, investigador científico del Museo Nacional de Ciencias Naturales (MNCN/CSIC), ejemplifica así la importancia que tiene la pequeña biodiversidad, la que pasa más desapercibida e incluso la que, por creerla más común, se le resta la trascendencia que tiene. El caso reciente más paradigmático es el conocimiento del catastrófico efecto que tienen determinados pesticidas sobre las abejas, responsables de la polinización de más de un cuarto de millón de plantas florales, sin contar muchas cruciales para nuestra agricultura y la alimentación.

Se calcula que en todo el mundo hay descritas 380.000 especies de escarabajos, “de plagas a especies que están despareciendo ahora mismo bajo alguna excavadora”, apostilla García; es decir, siete veces más que todas las especies de vertebrados juntas. Más del 90% de la biodiversidad descrita (1,9 millones de especies) es pequeña, porque incluso entre las más de 300.000 plantas las menos numerosas son los árboles. El problema es que muchas de ellas es muy posible que estén ahora desapareciendo porque ni siquiera se conoce su estatus, y mucho menos el de la gran mayoría de la biodiversidad estimada (8,7 millones de especies, el 99% invertebrados).

 La Lista Roja de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) solo alcanza a catalogar la situación de 78.000 especies. Es curioso, ya que aquí sí ganan las aves (10.300) y los mamíferos (5.400), con la práctica totalidad de sus especies descritas incluidas. Si se extrapola esto al caso español resulta también evidente, porque en los catálogos las especies con protección especial y amenazadas los vertebrados (508) ganan con holgura a las plantas (341) y a los invertebrados (89), y eso que entre estos hay 9.000 especies solo de escarabajos.

La lista de diez ejemplos de especies que sigue (podrían ser 10.000) no solo destaca a esa fauna invertebrada que recicla residuos, poliniza plantas, dispersa semillas y controla plagas de forma natural, sino también a las especies vegetales y los pequeños vertebrados que actúan en la misma dirección para mantener el equilibrio de nuestros ecosistemas. Es una manera de reivindicar su importancia en el Día de la Tierra.

Cargando