¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

FÚTBOL AMERICANO NFL

El dueño de Patriots "frustrado" con la NFL y Brady demandará a la liga

El dueño de los Patriots, Robert Kraft, dijo sentirse "frustrado" y "decepcionado" con la Liga de Fútbol Americano (NFL) después de que el comisionado Roger Goodell mantuviera la suspensión de cuatro partidos al mariscal de campo Tom Brady por el escándalo del 'Deflategate'.

La NFL y los representantes de Brady no llegaron a un acuerdo en las negociaciones en busca de reducir la suspensión por su implicación en los balones que fueron desinflados de forma ilegal durante el partido de la pasada Final de la Conferencia Americana ante los Colts de Indianápolis y Goodell mantuvo el castigo.

Kraft, que se expresó ante la ratificación de la suspensión y dejará a Brady fuera de acción en los primeros cuatro partidos de la temporada, aseguró que no puede "digerir" el caso.

El dueño de los Patriots, que también fueron multados con un millón de dólares y perdieron dos selecciones futuras del sorteo universitario, reconoció que su aceptación de las sanciones por el 'Deflategate' tenían como objetivo suavizar el castigo que la NFL podría imponerle a Brady.

"Esperaba que la apelación de Tom Brady hacia la liga, aportaría a Roger Goodell de la explicación necesaria. Ahora, la liga tendrá el asunto ante la justicia, algo que sólo un abogado recomendaría", comentó Kraft. "Creía que con nuestra decisión de equipo la liga podría haber exonerado a Brady del castigo, pero no ha sido así, me equivoqué y lo siento".

La NFL definió como un papel deliberado en la alteración de balones para la Final de la AFC en el que pudo estar implicado Brady y de ahí el castigo que este apeló el pasado 23 de junio.

Pero ayer, martes, Goodell detalló que la sanción no sería modificada y Brady hoy publicó un mensaje en el que de nuevo niega todo tipo de culpabilidad, postura que Kraft respaldó al ciento por ciento.

"Continúo apoyando inequívocamente a Tom Brady y creyendo en él", expuso en conferencia de prensa. "Dados los hechos, evidencia y leyes de ciencia, es completamente incomprensible para mí que la liga continúe afectando a uno de sus mejores jugadores en la historia".

Brady también ha autorizado al Sindicato de Jugadores de la NFL que lleven su caso ante un tribunal federal.

En cualquier procedimiento judicial se cuestionará si la NFL siguió sus propias políticas, si Goodell fue imparcial como oficial de apelaciones y si el castigo fue arbitrario.

Los abogados del sindicato también podrían argumentar que la NFL no tenía información precisa cuando suspendió al mariscal de campo estelar de los Patriots.

Al apelar la segunda decisión de la NFL, la NFLPA, a nombre del mariscal de campo, podría dirigirse primero a la corte y buscar una orden judicial que retrase la suspensión hasta que se alcance una resolución definitiva.

Si obtienen ese mandato -el cual toma un día o dos- Brady tendría permitido jugar mientras el caso se desarrolla en la corte. Si no obtienen la orden, el sindicato puede apelar a una corte federal superior.

Al margen del mandato judicial, el sindicato también va a presentar el caso ante la corte federal de Massachusetts o la de Minnesota.

La primera podría percibirse como una ventaja de local para Brady, mientras Minnesota es visto como un estado que beneficia al trabajador, y el juez de la corte de distrito de Estados Unidos, David Doty, ha sido el centro de varios casos que involucran a la NFL, con fallos que en su mayoría van en contra de la liga.

Un riesgo para Brady -si desafía la apelación en la corte y consigue el mandato judicial- es que la decisión llegue avanzada la campaña, lo que significa que podría ausentarse de juegos cruciales.

Los Patriots abrirán su campamento de entrenamiento el próximo jueves y Brady tiene permitido participar con todo y la suspensión pendiente.

Se espera que el equipo legal del mariscal de campo a través del sindicato busque demostrar aspectos como que la política sobre desinflar balones se aplica erróneamente hacia él, ya que las reglas van dirigidas a personal del equipo, no de jugadores.

También que el informe independiente presentado por el abogado Ted Wells, que sirvió de base para la sanción original, no comprueba que Brady hizo algo ilegal.

Además si se determina que la política sobre desinflar balones aplica para Brady, la liga fracasó en notificarle la falta, inventando el castigo con precedente.

El equipo jurídico del sindicato tiene también el objetivo de demostrar que la NFL no posee las técnicas apropiadas ni estándares para medir el aire retirado a los balones, a la vez que Goodell tampoco fue un árbitro neutral.

Cargando