¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Enviado de EE.UU. urge a levantar la ley marcial en Tailandia

El secretario de Estado adjunto de EE.UU. para Asia Oriental y el Pacífico, Daniel Russel, urgió al Gobierno de Tailandia a poner fin a la ley marcial decretada dos días antes del golpe de Estado militar del pasado 22 de mayo, informan hoy medios locales.

Bangkok, 27 ene (EFE).- El secretario de Estado adjunto de EE.UU. para Asia Oriental y el Pacífico, Daniel Russel, urgió al Gobierno de Tailandia a poner fin a la ley marcial decretada dos días antes del golpe de Estado militar del pasado 22 de mayo, informan hoy medios locales.

"Terminar con la ley marcial en todo el país y eliminar las restricciones en la libertad de expresión y asamblea son pasos importantes para formar un genuino proceso de reformas incluyentes que refleje la amplia diversidad del país", declaró Russel, informa el diario "The Nation".

El enviado estadounidense se entrevistó el lunes con el ministro de Exteriores, Tanasak Patimapragorn, y los ex primeros ministros Abhisit Vejjajiva y Yingluck Shinawatra para intercambiar opiniones sobre la actualidad política tailandesa tras la asonada militar.

El pasado viernes, la Asamblea Legislativa Nacional, un puñado de diputados elegidos a dedo por el gobierno militar, decidió inhabilitar por 5 años de la vida política a Yingluck debido a unas polémicas subvenciones al cultivo de arroz que causaron grandes pérdidas a las arcas públicas entre 2011 a 2014.

"Seré franco: cuando un líder electo es depuesto, acusado por las autoridades que han dado el golpe de Estado y acusado de cargos criminales mientras las instituciones democráticas básicas son interrumpidas, la comunidad internacional observa estos pasos como impulsados por motivos políticos", dijo Russel sobre el proceso contra la depuesta jefa del Ejecutivo.

La visita del enviado norteamericano se enmarca en un viaje por el sudeste asiático en el que también visitará Camboya, Malasia y Filipinas.

Desde 2006, Tailandia vive una profunda crisis política que cada uno o dos años desemboca en manifestaciones de partidarios o detractores de Thaksin Shinawatra, hermano mayor de Yingluck, que han provocado decenas de muertos e importantes pérdidas económicas.

Thaksin, sobre el que pesa una condena de dos años de cárcel por corrupción si vuelve a Tailandia, cuenta con amplios apoyos en las regiones rurales del noreste y sus opositores representan en su mayoría a las clases media y alta de Bangkok y la élite cercana al Ejército y la monarquía. EFE

Cargando