¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Japón vigilará de cerca los mercados de deuda tras la rebaja de Moody's

El Gobierno nipón aseguró hoy que vigilará atentamente los mercados de bonos soberanos tras la rebaja de la nota de sus títulos de deuda en la víspera por parte de la agencia de calificación crediticia Moody's.

Tokio, 2 dic (EFE).- El Gobierno nipón aseguró hoy que vigilará atentamente los mercados de bonos soberanos tras la rebaja de la nota de sus títulos de deuda en la víspera por parte de la agencia de calificación crediticia Moody's.

"Vigilaremos de cerca los movimientos del mercado y llevaremos a cabo unas políticas adecuadas para gestionar la deuda", dijo hoy el viceministro portavoz, Hiroshige Seko, en declaraciones recogidas por la agencia de noticias Kyodo.

Durante la rueda de prensa, Seko se abstuvo de evaluar la rebaja de la nota para Japón argumentando que la decisión la ha tomado Moody's, que es una entidad privada, e insistió en que Tokio seguirá optando por una política encaminada tanto al crecimiento económico como a la consolidación fiscal.

La agencia rebajó en un escalafón la nota de Japón de "Aa3" (sobresaliente alto) a "A1" (sobresaliente bajo), con perspectiva estable, ante las dudas que se plantean de cara a que el Gobierno logre contener el déficit y la enorme deuda pública, que es de más del 200 por ciento de su PIB y es la mayor del mundo desarrollado.

La actual administración del primer ministro Shinzo Abe se ha comprometido a reducir a la mitad la proporción entre el déficit de su balanza primaria y el PIB con respecto al nivel de 2010 y convertirlo en un superávit para 2020.

El déficit en esta balanza implica que el Estado no puede financiar el gasto público que no esté destinado a los costos de la amortización de la deuda sin emitir nuevos bonos.

Moody's destacó en su comunicado de ayer el efecto pernicioso que la subida del IVA del pasado abril (del 5 al 8 por ciento) ha tenido sobre el consumo interno en Japón, algo que empujó a Abe a posponer una nueva subida del impuesto sobre el consumo (hasta el 10 por ciento) que había prevista para el próximo octubre.

Sin embargo, el incremento del IVA se contempla como una medida crucial para mejorar la salud fiscal de Japón.

Por su parte, la Bolsa de Tokio apenas sintió hoy la rebaja de la víspera, gracias a que la caza de gangas contrarrestó la mala noticia.

De este modo, al descanso el selectivo Nikkei se dejó 3,86 puntos, un 0,02 por ciento, hasta las 17.586,24 unidades, mientras que el Topix, que agrupa a los valores de la primera sección, perdió 0,29 puntos, también un 0,02 por ciento, y se situó en 1.421,36 enteros. EFE

Cargando