¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

El ministro del Interior turco reconoce el traslado de 5.000 policías en 2014

El ministro turco del Interior, Efkan Ala, reconoció que 5.000 policías han sido reasignados en lo que va de año, de los cuales 1.000 agentes estaban vinculados a una investigación sobre corrupción que salpica al Ejecutivo, recogen hoy todos los medios turcos.

Ankara, 22 feb (EFE).- El ministro turco del Interior, Efkan Ala, reconoció que 5.000 policías han sido reasignados en lo que va de año, de los cuales 1.000 agentes estaban vinculados a una investigación sobre corrupción que salpica al Ejecutivo, recogen hoy todos los medios turcos.

El ministro aseguró que los traslados eran a menudo una reasignación, de una sección policial a otra, dentro de la misma ciudad, declaró en una entrevista televisada en "Kanal 7" a última hora del viernes y que hoy reproducen ampliamente todos los medios turcos.

Desde que la Fiscalía lanzase el pasado 17 de diciembre una investigación sobre corrupción en círculos gubernamentales, que forzó la dimisión de cuatro ministros, los medios turcos sostienen que unos 7.000 agentes han sido trasladados en lo que se presenta como una purga a gran escala para dificultar la investigación.

Esta es la primera vez que un alto responsable turco reconoce la dimensión de los traslados, aunque subrayó que era un procedimiento habitual y que dentro de un cuerpo de más de 250.000 agentes era una cifra pequeña.

"El año pasado 15.000 policías fueron reasignados. Este año hasta ahora son 5000, y sólo 1000 de ellos estaban vinculados al 17 de diciembre", recalcó al ministro.

El primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan, ha insistido en que la investigación anticorrupción es un "complot contra el gobierno" orquestado por el movimiento que dirige el predicador islamista en el exilio Fethullah Gülen, hasta hace poco un fiel aliado del jefe del Ejecutivo.

Los seguidores de Gülen contaban, hasta hace poco, con influyentes posiciones en la Policía y la Judicatura turca, y los reemplazos han tratado de diluir ese poder, según los medios turcos.

Desde que empezase la investigación anticorrupción, el Ejecutivo ha trasladado no sólo a miles de policías sino también a cientos de jueces y fiscales, sospechosos de simpatizar con el movimiento islamista de Gülen.EFE

Cargando