Escuche ahora

El Alargue

Diego Rueda


Síganos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

Regional

Aumenta la prostitución masculina en Medellín

En Medellín está en incremento la prostitución, no solo la femenina sino también la masculina.

En Medellín está en incremento la prostitución, no solo la femenina sino también la masculina

Aunque sigue desempeñándose de la manera tradicional con oferta en las calles, los espacios públicos y en hoteles de paso, también está en crecimiento la llamada prostitución invisible, que se práctica bajo diferentes modalidades, especialmente las encubiertas en ofertas de servicios personales

Se trata de las conocidas ofertas de servicios de masajes practicados por mujeres, pero al cual se han ido vinculado cada vez más los hombres, como masajistas o como acompañantes de otros hombres o de mujeres. También se denunció la proliferación de salas de Internet en los cuales también se ofrece la posibilidad de contactos sexuales o la de sostener relaciones sexuales en las propias instalaciones

Durante un debate en el Concejo de Medellín, el médico y concejal Luis Bernardo Vélez aseguró que en estas nuevas formas de prostitución estarían vinculadas unas 25 mil personas en Medellín, y pidió al gobierno que se adelante un estudio sobre la situación en esta ciudad

El dirigente político se declaró extrañado por la falta de un censo actualizado que permita dimensionar con certeza, la magnitud de la prostitución y dijo que el último conteo o estadística data del año 1963, hace casi 50 años

Según ese censo, en Medellín había unas 18 mil personas vinculadas a la prostitución, especialmente mujeres.-La señora Betty Pedraza, directora de la Corporación Espacios de Mujer, advirtió sobre el creciente fenómeno de la prostitución masculina, cuya oferta se observa en diversos sitios de la ciudad, como en bares, servicios de sauna y turco, cines, salas de video e Internet, en las avenidas y hasta en estaciones del Metro

Una mujer dedicada a la prostitución le dijo a los concejales, y a la ciudad, que este problema social solo puede resolverse mediante la oferta de oportunidades distintas a las mujeres para garantizarse su sostenimiento y el de sus familias