¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Justicia de EEUU absuelve a la Drummond por muerte de sindicalistas

Un jurado absolvió a la multinacional minera Drummond de su supuesta implicación en el asesinato de tres líderes sindicalistas por parte de paramilitares colombianos, informaron fuentes judiciales

Un jurado absolvió hoy a la multinacional minera Drummond de su supuesta implicación en el asesinato de tres líderes sindicalistas por parte de paramilitares colombianos, informaron fuentes judiciales.

El caso de Drummond, que explota carbón en el norte de Colombia, ha despertado mucho interés en los medios de comunicación y en la comunidad internacional porque era el primer juicio que se celebraba contra una compañía estadounidense por haber abusado de los derechos humanos en el exterior, según los expertos.

La acusación se basaba en una ley de 1789, conocida como Alien Tort Claims Act, cuyo propósito original era combatir a los piratas en alta mar, pero que ahora permite a ciudadanos extranjeros demandar a compañías trasnacionales ante tribunales estadounidenses por violar el derecho internacional o un tratado de EE. UU.

En el juicio, que se celebró en la Corte del Distrito Norte de Alabama y duró unas dos semanas, la acusación alegó que Drummond, a través de su presidente en Colombia, Augusto Jiménez, había pagado a un grupo de paramilitares para que mataran a los sindicalistas, pero la empresa siempre lo negó.

La demanda fue interpuesta por Sintramienergética y los familiares de los trabajadores asesinados y contó con el apoyo de sindicatos y organizaciones estadounidenses como The United Steelworkers y The International Labor Rights Fund.

La acusación reclamó indemnizaciones millonarias para los familiares.

El caso se refiere al asesinato de los dirigentes sindicales Valmore Locarno (presidente), Víctor Hugo Orcasita (vicepresidente), y Gustavo Soler por un grupo de paramilitares.

Según el relato del sindicato, los hechos ocurrieron cuando un autobús con unos 50 trabajadores salió de la mina de carbón de Drummond en Colombia, en el departamento de Cesar, y fue detenido por un grupo de hombres con fusiles.

Los paramilitares sacaron a la fuerza a Locarno y Orcasita, mataron al primero con disparos en la cabeza y llevaron a su compañero con ellos para torturarlo y asesinarlo. El tercer sindicalista, Soler, que sustituyó a Locarno en la presidencia, fue asesinado siete meses después.

Según la acusación, los dirigentes sindicales fueron asesinados porque se quejaron de las condiciones laborales en la mina de Drummond en La Loma.

Cargando