Así funciona el Mundo Rappi

La aplicación de domicilios, creada por colombianos, ya tiene más de dos millones de descargas

Your browser doesn’t support HTML5 audio

Con una bicicleta y por sugerencia de un conocido que lo llevó a una capacitación de ’Rappitenderos’, David Alberto Sanabria comenzó a trabajar en Rappi hace más de dos años.

“Me ofrecieron la oportunidad de trabajar, me llamó la atención y decidí vincularme. Comencé haciendo los domicilios en bicicleta, ahora en moto”, cuenta este hombre de 36 años que a diario dedica hasta 12 horas a la entrega de domicilios en Bogotá, a través de la aplicación.

Rappi, la aplicación móvil que se descarga gratis, nació en 2015 en Colombia y a la fecha la empresa tiene operaciones en 27 ciudades de México, Brasil, Argentina, Chile y Uruguay.

Pese a que hoy no se tiene una cifra exacta de los rappitenderos en Colombia, en 2017 la cifra superaba los 2.000, según Simón Borrero, presidente de la compañía.

Los ‘Rappitenderosno tienen una vinculación laboral, trabajan como contratistas independientes y a través de una especia de convenio en el que se ofrece una alternativa de trabajo, como en el caso de plataformas como Uber.

Así las cosas, esta aplicación móvil conecta a repartidores que quieren ganar ingresos entregando domicilios con usuarios que necesitan productos de restaurante, supermercado, farmacia, licores o cualquier cosa.

“Yo me conecto a la aplicación a las 10 o 12 del día y hasta las 9 o 10 de la noche aproximadamente. El cliente hace el pedido y me llega la notificación, lo que hago es dirigirme al lugar de compra y llevarle al cliente”, explica Sanabria.

Estos son algunos datos relevantes del funcionamiento de Rappi:

¿Cómo funciona la ganancia?

La ganancia se establece por cada entrega realizada.

Los ‘Rappitenderos’ ganan el 100% de la propina más el costo del domicilio que puede variar de $3.000 a $3.500.

Según Rappi, los fines de semana son los mejores días para realizar entregas, el costo de domicilio sube y además hay muchas más órdenes.

David, por ejemplo, dice que su promedio de ganancia semanal “con el tiempo que trabajo es de $500.000 a $600.000.

Algunas semanas no hay mucha demanda de pedidos y uno puede hacerse unos $400.000, mínimo”.

¿Qué servicios se pueden solicitar en Rappi?

Quienes cuentan con la aplicación en su celular pueden solicitar servicios como ‘RapiCash’.

Se trata de un cajero automático a domicilio que permite pedir hasta $200 mil pesos.

El cargo se hace directamente a la tarjeta de crédito.

También se ofrece el ‘RappiFavor’ en el que los usuarios pueden solicitar que se les recoja un paquete, las llaves, pagar facturas, entre otros servicios.

“A veces llaman a un ‘Rappitendero’ para que les ayude a desempacar las maletas o para pelar la cebolla. Una vez una señora no podía acompañar a la mamá a una cita médica y contrató a un compañero para que le llevara a la mamá al médico”, relata David.

Dentro de sus anécdotas el ‘Rappitendero’ también recuerda que “un cliente una vez pidió una hamburguesa y escribió que se la comprara sin el pan, que todo se lo envolvieran en una lechuga”.

¿Qué edades tienen los ‘Rappitenderos’?

La mayoría de los rappitenderos son jóvenes, edad que tiene que ver con su facilidad para el uso de la plataforma y desplazarse en moto o en bicicleta.

Se estima que el 70% de los domiciliarios lleva los pedidos a los clientes en bicicleta.

Un alto porcentaje de los ‘Rappitenderos’ en Colombia son ciudadanos venezolanos.

Sin embargo no se tiene una cifra exacta ya que si bien Rappi les ofrece una alternativa de trabajo, considera que clasificarlos por nacionalidad sería “discriminatorio”.

¿Qué debe adquirir un ‘Rappitendero’ para poder prestar el servicio?

Además de la moto y la bicicleta a los domiciliarios se les sugiere contar con las prendas que identifican a la compañía; deben comprarlas y algunas veces Rappi hace campañas en las que regala las prendas por buen desempeño.

La gorra de los ‘Rappitenderos’ cuesta $7.000; la chaqueta $55.000, las maletas $25.000 y $95.000 la más grande.

Cuenta David que “son opcionales, pero debemos tener al menos la maleta pequeña porque algunos restaurantes la exigen y también por servicio es mejor para poder llevar os alimentos calientes a los clientes”.

¿Qué es lo difícil de trabajar con Rappi?

Los domiciliarios aseguran que una de las dificultades tiene que ver con los tiempos de entrega de los pedidos; lo que obliga a algunos trabajadores a cometer imprudencias en las vías.

“Bastante gente se mete en contravía, también el zigzagueo por el afán a veces. Nosotros trabajamos por ejemplo en llevar el domicilio 35 minutos o gratis entonces uno trata de no perjudicar a la empresa”, explica Michael, otro domiciliario de Rappi.

Lo cierto es que a la fecha la aplicación de domicilios Rappi ha logrado más de dos millones de descargas. Incluso, acaba de ser valorada en US$1.000 millones, obteniendo el estatus de ‘Unicornio’, que se asigna en el sistema de emprendimiento a firmas que alcanzan este valor en alguna de las etapas de su proceso de levantamiento de capital.

¿Los ‘Rappitenderos’ trabajan para Rappi?

No. Se trata de una figura enmarcada en la llamada economía colaborativa, impulsada generalmente por plataformas tecnológicas.

Aunque la situación sigue generando dudas legales, lo cierto es que aunque lleven logos de la empresa, quienes van por la calle con los domicilios no trabajan para Rappi.

Esta, sin embargo, destaca cómo la existencia de la plataforma les genera una manera de trabajo a muchas personas que no encuentran ocupación en la economía tradicional.

¿Quiénes trabajan para Rappi?

La empresa tiene unos 800 trabajadores directos en América Latina, la mayoría como programadores, analistas de datos y organizadores logísticos. La empresa dice que la mayoría de ellos tiene sede en Bogotá y que el 97% de los empleados son ‘Millennials', es decir que están entre los 20 y 30 años, justamente una de las edades que tienen más dificultad para engancharse al mundo laboral.

En diálogo con 6AM Hoy por Hoy, Sebastían Mejía, co fundador de Rappi hablo sobre la novedosa aplicación que actualmente, es una de las compañías más reconocidas en Latinoamérica con presencia en cinco países y más de 27 ciudades.

Rappi aumentó casi siete veces más sobre el volumen de negocio y cerró el 2017 con 11 ciudades en operaciones, principalmente en tres países como México, Colombia y Brasil.