¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Pelo al Parque

Rock al Parque es la cita que se da Bogotá con lo mejor y más interesante de la música, pero también es una reunión sin igual de estilos de pelo. En Dos y punto queremos que, en vez de juzgar, la gente entienda por qué el pelo es un asunto tan importante en la relación de la gente con la música que ama.

Aunque ya no existe una regla universal, esta es una guía sencilla para saber qué música le gusta a quién, según como lleve el pelo. El pelo es un asunto serio, en el mundo del rock. Como inicialmente se trata de tribus, también se trata de probar finura, al interior de cada tribu. Así se reconocen y buscan causar admiración entre sus congéneres. Los géneros y sus pelos son: 

- Metal: El metalero suele llevar el pelo largo. Algunos lo llevan cochino, pero más de los que cualquiera creería lo llevan en realidad muy limpio y cuidado. Hay excepciones, como cuando Metallica en el 96 se cortó el pelo, pero la convención es esa, de llevar el pelo largo, a veces tanto como Daniela Romo. 

- Punk: La cresta o mohawk, sacada de los paracaidistas de la Segunda Guerra Mundial, que a su vez sacaron ese corte de los indígenas de Norteamérica (por eso el nombre mohawk), es un corte guerrero, que en el punk adquiere todos los colores, dimensiones, particiones y alturas. Los más de los más llevan sus crestas de los mismos colores que J. Balvin con su pelo color “combiné todas las bolitas de chicle y salió esto” y se paran el pelo usando, entre otras, jabón Rey. Para las mujeres existe una variación con capul y patillas, que pueden o no ser del mismo color de la cresta. 

- Reggae: Propio de los ritmos afrocaribeños, nacidos principalmente en Jamaica, y de la religión rastafari, los amantes del reggae y sus intérpretes usan dreads o dreadlocks, nombre correcto de lo que la gente llama “rastas”. Estas cuerdas de pelo simbolizan la conexión sagrada de los rastafaris con su fundador, el dictador etíope Hallie Selassie, de quien se dice es descendiente directo del Rey Salomón y la Reina de Saba. Este estilo de pelo no es exclusivo de esta religión ni esta cultura, pero es la razón por la cual uno se encuentra tantos en el festival. 

- Hard Core: Existen varios atuendos y tipos de pelo relacionados con este género: Mientras la mayoría se rapa los lados de la cabeza y se deja un poco pelo parado en la parte de arriba, pueden raparse, peinarse para atrás con mucho gel (hay muchos músicos de hard core que son de origen chicano y exhiben su pelo liso y abundante con orgullo). Usan a menudo pañoletas que cubren hasta las cejas y barbas frondosas que cortan y moldean hacia abajo. Existe otra vertiente, que se denomina Straightedge, y que consiste de una línea de disciplina fuerte, cuyos militantes no comen carne, no beben, no fuman ni consumen productos corporativos (gaseosas, comida chatarra, etc.), cafeína y son monógamos rigurosos, llegando algunos incluso a privarse de tener sexo. Estos seguidores en especial usan el pelo corto, sin mayores aspavientos. 

Los calvos: a diferencia de los alopésicos, se les llama “calvos” o skinheads a aquellos que rapan su cabeza en señal de militar en algo, como un signo de su total compromiso con la causa. Hay tres tipos de skinheads en Colombia: por un lado están los de extrema derecha, neonazis de la ya muy conocida “Tercera Fuerza”. Por el otro, los de izquierda, divididos en SHARP (Skin Heads Contra el Prejuicio Racial, por sus siglas en inglés) y RASH (Skin Heads Rojos Anarquistas, por sus siglas en inglés). El origen de los Skin heads es de barrio obrero, por eso están conectados con dos géneros: el oi y el ska, nacidos ambos en el corazón de la clase obrera inglesa. El ska, ante todo, tiene un tinte más de izquierdas, puesto que habla de la unión de las razas, combinando muchas de las influencias traídas por los jamaiquinos a los barrios obreros en Inglaterra. 

Hay otros peinados, como los que emulan el pelo de las pin-ups, muy usados por las mujeres en todos los géneros, o los pelos al estilo de Morticia o Wednesday Addams, que van desde el negro liso hasta la capul cortica y muy marcada, como el que usa Mon Laferte. Los hombres amantes del rockabilly se peinan tratando de imitar a Elvis Presley o a las bandas de rocanrol de los 50, pero ya es más raro encontrárselos en un Rock al Parque. Por lo pronto, esta es la guía más sencilla que podemos ofrecerles del intrincado código capilar que puebla el festival favorito de los bogotanos, o cualquier otro escenario en el que se dé cita la gente con el rock y sus vertientes.

 

Cargando