Escuche ahora

6AM Hoy por Hoy

Darío Arizmendi


Síganos en:

Ciudades

Selecciona tu emisora

hoy por hoy

Dirige DARCY QUINN | Lunes a viernes 11:00 A.M. - 12:00 P.M.

Sexo

Lincy Acosta, la mujer que cuenta sus experiencias sexuales en un blog

Ella es una joven de 24 años que habla de manera abierta sobre el sexo, las historias que vive a sus más de 130 mil seguidores

Ella es una joven de 24 años que habla de manera abierta sobre el sexo, las historias que vive a sus más de 130 mil seguidores y se siente satisfecha con lo que escribe, experimenta y la manera en que el sexo ha pasado a ser parte fundamental de su vida.

“El tema con mis padres es muy complicado. Mi mamá es súper religiosa y mi papá es militar. En principio fue súper feo e incómodo.” Empezó porque tuvo una muy mala experiencia sexual con un novio y quería experimentar varias cosas pero él no se lo permitía e incluso le decía que estaba enferma.

“Comencé a escribir sobre las cosas que me iban interesando y experimentando. Escribí sobre relatos sexuales, tutoriales para prácticas sexuales o tendencias sexuales” afirma

Actualmente, practica con su novio todo lo que escribe “Mi pareja no se mete para nada en lo que yo hago. Tratamos de mantener distante la relación de las redes sociales. Él me apoya un montón, me sugiere temas, me motiva y anima en nuevos proyectos. “.Esto ha facilitado que Los textos comenzaran a ser virales por redes sociales. El pico más alto registrado ha sido de 5 millones de visitas mensuales y están regadas por todo el mundo.

Una de las cosas más difíciles de ser bloguera sexual es la edad por aquello de la confianza o seguridad que genera frente a lo que dice. “Hay personas mayores que me leen, dicen como “Wuao, qué buen artículo” y se remiten a mis redes y ven una foto y dicen como “hay es que es una niña, por qué escribe sobre eso” y un montón de cosas que me han limitado con marcas. En ocasiones la gente no confía en lo que digo por mi edad”

Además, hace una “orgipiñata”, que es una fiesta realizada cada seis meses, en la que incorpora marcas independientes pequeñas y colombianas para que muestren sus productos a personas que quieran involucrarse más en temas sexuales.

“Mi fantasía sexual es tener sexo desde el último piso de la torre Colpatria” concluye.