secuestrado

Papá del escolta secuestrado en Santander pide que le respeten la vida

Como Carlos William Quiceno Ramírez fue identificada la persona que fue secuestrada en Santander.

Carlos William Quiceno Ramírez, oriundo de Manizales es el escolta de la empresa de seguridad Brinks, quien fue secuestrado presuntamente por integrantes de grupos armados en Santander. Versiones oficiales indican que atacaron el helicóptero, lo incineraron y procedieron a secuestrar al piloto y a los dos empleados.

Las personas secuestradas en la región del Catatumbo presuntamente por integrantes por grupos armados, habrían hurtado de este helicóptero mil 600 millones de pesos, según versiones preliminares.

William Quiceno, padre de Carlos William Quiceno Ramírez, pidió a este grupo al margen de la ley respetar la vida de su hijo y sus compañeros.

“Yo le había mencionado a mi hijo que esas condiciones de transportar dinero conllevan a muchos riesgos y peligros, pero a los captores quienes sean, pido que les respeten la vida, que los dejen libres y que ojalá puedan regresar sanos y salvos a sus hogares, ellos son personas honestas y trabajadoras”.

El padre del joven también mencionó que Carlos William trabaja como escolta en la empresa Brinks hace más de 5 años y que estaba radicado en la ciudad de Bucaramanga.

Recordemos que el helicóptero es propiedad adscrita a la empresa Brinks. El coronel George Edison Quintero Medina, comandante del departamento de policía de norte de Santander, mencionó que adelantan labores de investigación y búsqueda para dar con el paradero de los tripulantes y ya hay una recompensa que asciende a los 100 millones de pesos para quien entregue información de las personas.

Cargando