¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Ley para expendedores y distribuidores de carne preocupa en Duitama, Boyacá

Estos trabajadores aseguran que la entrada en vigencia de decreto 1500 de 2007 no es benévolo con el comercio del producto ni con quienes viven de él.

La ley contempla 37 requisitos que deben acatar los involucrados en el proceso de venta de carne.

Los 120 expendedores de carne de Duitama se reunieron con el alcalde de la ciudad, Alfonso Silva, y expresaron su preocupación por la entrada en vigencia del decreto 1500 de 2007, los peseros aseguraron que diferentes factores que les impide cumplir con esta ley que entra en vigencia el próximo 18 de octubre.

La ley contempla 37 requisitos que deben acatar todas las personas involucradas en el proceso de venta de carne, desde el transporte de ganado, sacrificio, distribución, y comercialización.

“Los expendedores de carne me dicen que han venido mejorando, piden que no se les selle los establecimientos, ni se les coarte el derecho al trabajo. Les expresé que cuentan con el respaldo de la Alcaldía por lo que solicitaremos al Invima el desarrollo de capacitaciones, bajo el compromiso de que cada día se mejore el servicio hasta el lleno total de los requisitos”, expresó el alcalde, Alfonso Miguel Silva Pesca.

La ley 1500 que fue emanada de 7 Ministerios regula el programa de cárnicos, y aunque hace varios años fue promulgada, ha sufrido prórrogas, por cuanto muy pocos establecimientos y componentes del proceso han podido cumplirla a cabalidad.

El primer obstáculo, lo encuentran en el hecho de que muchos son arrendatarios y no pueden hacer las transformaciones exigidas para que los locales cumplan la norma.

Por otra parte deben tener en cuenta la iluminación, ventilación, separación del espacio para el ingreso de la carne en canal, y del público, así como la Instalación de casilleros, vestier, zona de lavabotas, y otros elementos en acero inoxidable, todos de alto costo, según los peseros.

Los expendios de carne también comercializan embutidos, productos que deben tener registro Invima, cada registro puede llegar a costar cerca de 10 millones de pesos y el tema de los gastos para adaptar sus negocios a la norma es el principal impedimento para cumplir esta nueva legislación.

“La próxima semana esteremos en Invima solicitando capacitación clara y precisa sobre las acciones de vigilancia y control en Duitama. Debemos apoyar y proteger a nuestros comerciantes. Ni siquiera el Frigocentro del Tundama ha podido llenar la totalidad de los requisitos ya que se encuentra en un 60% de cumplimiento y la vigilancia la ejerce el Invima”, explicó Mario Javier Mejía Puentes, Secretario de Salud de Duitama.

Y es que la secretaría de salud de la ciudad ya recibió un requerimiento de la Procuraduría solicitando el informe qué contemple las acciones que ha acometido la Secretaría para el cumplimiento de la ley 1500.

“Seguiremos con las acciones de inspección, vigilancia y control; no con el ánimo de perseguir a los distribuidores de carne, sino para proteger la salud de los duitamenses”, afirma el Secretario de Salud.

Por su parte los expendedores de carne esperan que el Gobierno Nacional les otorgue una nueva prórroga ante el grado de incumplimiento que se presenta en todo el país por las altas exigencias de la ley, según aseguran.

Los trabajadores aceptaron las capacitaciones y el compromiso de incrementar gradualmente la norma.

 

 

Cargando