Muertes de niños indígenas estarían asociadas por negligencia de sus padres

Según la Gobernación de Risaralda, las comunidades indígenas han impedido el ingreso de funcionarios para verificar la condición de los menores.

Colprensa

El gobernador de Risaralda, Sigifredo Salazar, manifestó que se han encontrado con varios casos en donde los indígenas prefieren aplicarle a los menores remedios ancestrales en vez de llevarlos a un hospital para que sean atendidos. De hecho, cuando ya deciden acudir al médico, ya es demasiado tarde para salvarles la vida.

"Cuando nos llevan los niños a nuestros hospitales, ya han pasado por manos de los chamanes, y llegan prácticamente muertos. Así es muy difícil salvarles la vida", indicó Salazar.

Asimismo, el mandatario resaltó que en varias oportunidades las comunidades indígenas de esta zona han impedido el ingreso de funcionarios de Secretaría de Salud, quienes se desplazan hasta este sector para verificar la condición nutricional de los pequeños.

"Como ellos tienen una normatividad especial, muchas veces no nos dejan entrar a nuestras comisiones que van a visitar estas comunidades con el fin de verificar la condiciones de los pequeños", expresó Salazar.

Por último, el mandatario seccional dijo que espera llegar a una concertación con los gobernadores indígenas para hagan uso del nuevo centro asistencial que se construye en el corregimiento de Santa Cecilia y el cual contará con un espacio prioritario para dichas comunidades.

"Lo que le estamos diciendo a los gobernadores indígenas es que hagamos una maloca para que cuando el niño tenga los primeros síntomas los lleven al hospital", concluyó el Gobernador.