Perro antiexplosivo evitó ataque con cilindro a erradicadores en Tarazá

El animal detectó 16 cilindros con explosivos y metralla que estaban listos para ser activados.

Cortesía

Martín es un perro antiexplosivos que permanece con la policía que adelanta las labores de erradicación manual de matas de coca en Tarazá. Su experiencia evitó que los uniformados fueran atacados por el bloque “Héroes de Tarazá” de la guerrilla ELN.

El episodio ocurrió en la vereda Puquí, de Tarazá, y allí en medio de los arbustos el canino detectó los 16 cilindros que estaban listos para ser activados, tenían la metralla que es la que causa mayores daños en las personas que son impactadas.

“Esto evitó que la fuerza pública, sus unidades fueran afectadas; de igual forma se logró evitar que la población campesina que transita de manera diaria por esta zona, fueran afectados por estos bandidos de ELN”, informó el coronel James Roa, jefe de erradicación de cultivos ilícitos de la Dirección de Antinarcóticos.

El oficial agregó que siete de los cilindros, aparte de contener metralla y pólvora, también incluían ácido, lo cual aumenta su efecto nocivo en caso de ser accionados. Algunos metros más adelante, la policía también encontró una caja con vidrio picado y tachuelas, material que también podría ser utilizado en los cilindros.