¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Termine el día bien informado con las 5 de CaracolLas noticias más importantes del día en Caracol Radio

En los zapatos de un vendedor de jugos y fruta en Bogotá

En la capital hay 51.781 vendedores informales y la mayoría se concentra cerca de estaciones de Transmilenio.

Jhon Jairo Rincón hace 2 años vende jugos de naranja cerca de la estación Marsella de Kennedy, antes trabajaba en un hotel pero vio en este tipo de ventas un buen negocio.

“Todos los días me levanto a las 3:00 de la mañana a preparar el puesto, vivo en Bosa pero trabajo en Kennedy, cada dos días compro dos bultos de naranjas que me salen en $68.000, a eso le gano más o menos 34 mil pesos”, dice el señor Rincón.

El vendedor de jugos explica que un mes se hace alrededor de $800.000, esto le alcanza para pagar un apartamento por cuotas de $200.000 mensuales en el barrio El Recreo de Bosa, a esto le suma el pago de servicios que son otros $200.000. No tiene hijos y no paga ni tiene servicios de salud ni prestaciones.

Luis Díaz es otro vendedor informal que ofrece fruta picada en vasos, es de San Onofre (Sucre) pero hace 10 años llegó a Bogotá a probar suerte, primero trabajó en la construcción 2 años y los últimos 8 se dedica al negocio de la fruta.

“A las 4:00 de la mañana compro la fruta en la plaza de Corabastos y a las 5:00 de la mañana comienzo a vender, en un mes me hago poco más del mínimo y eso me ayuda a sostener mi familia, tengo dos hijos estudiando en el colegio”, explica Díaz.

Luis y su familia acuden a los servicios de salud del régimen subsidiado (Sisbén) y la venta de frutas les ha ayudado a pagar un arriendo en Bosa.

En Bogotá hay más de 51.781 vendedores ambulantes o con puestos en la calle ya que en la capital el 41,9% del empleo es informal. El 30.4% de los vendedores informales son mayores de 60 años. Santa Fe, San Cristóbal, Kennedy y Los Mártires son las localidades con mayor número de vendedores informales.

Cargando