¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

ELN y AGC amenazan las comunidades de Remedios y Segovia en Antioquia

Según la Defensoría del Pueblo, están en riesgo setenta mil personas de las dos localidades.

Caracol Radio conoció un informe de La Defensoría del Pueblo emitió una alerta temprana en el que expone el riesgo en el que están las comunidades de los municipios de Segovia y Remedios. Según el informe, por lo menos 70 mil personas están bajo amenaza de los grupos armados ilegales como Autodefensas Gaitanistas de Colombia y la guerrilla del ELN.

La expansión de los grupos ilegales están afectando en Remedios los corregimientos de la Cruzada y Santa Isabel, Mientras que en Segovia, los barrios, LA Reina, Liborio, Bataller, Galán, además, todo el corregimiento de Fraguas, también conocida como Machuca.

“El riesgo es en el posible desplazamiento, masivo y forzado como ha ocurrido en otros sectores de nuestro departamento”, explicó Jaime Zapata Defensor del pueblo regional.

La comunidad denuncia

La situación en esas zonas es muy peligrosa indicaron líderes sociales, quienes contaron a Caracol Radio, que hay restricción en la movilidad entre las seis de la tarde y las seis de la mañana, debido a la presencia de la policía, el ejército y diversos grupos ilegales. Aseguran que para los ilegales la presencia de la fuerza pública genera temor.

“Y es ahí donde comienzan a reprimir la movilidad, de la cual solamente ven afectadas la comunidades, porque hay personas que se pueden enfermar, se les puede presentar una urgencia, y esto nos ha afectado a nosotros como comunidad”, aseguró, Carlos Morales, representante legal de La Corporación Acción Humanitaria por la Convivencia y la Paz del Nordeste Antioqueño (Cahucopana).

Explicó además, que los grupos ilegales llegaron a la zona desde el 2016, cuando se firmó el proceso de paz, y las estructuras ilegales aprovecharon los espacios dejados por las FARC para amedrentar a la población, incluso, que la situación es más preocupante cerca a la vereda carrizal en el municipio de Remedios, donde está la zona de normalización, allí, en los últimos cuatro meses han sido asesinadas cinco personas.

“Llegan personas encapuchadas, asesinan a las personas delante de la población civil, algunos los sacan de sus casas otros los sacan de los trabajos, y ningún grupo se atribuye estos hechos. Esta modalidad nos llena de temor, nos asusta”, recalcó el líder social.

También advirtió de que si las autoridades no actúan con prontitud, se avecina una crisis humanitaria, porque los dos grupos están comenzando a tener enfrentamientos y la población está en medio de ese conflicto que se vive en el nordeste del departamento.

Cargando