¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Denuncian a profesor que al parecer matonea a niños de un colegio en Tunja

Los Padres de familia protestaron contra el docente que estaría ejerciendo acoso escolar a sus estudiantes maltratándolos verbal y físicamente.

Los padres de familia han presentado quejas debido a los continuos maltratos a niños entre los 7 y 10 años del colegio Emiliani de la capital boyacense.

“A mi hijo le ha pegado en la cabeza con reglas, con libros. No les enseña, no educa, pero sí pone en peligro a nuestros hijos, nos pone en la incertidumbre": estas son las quejas generalizadas de los padres de los niños de primaria a los cuales les aterra el maltrato que han denunciado los menores.

Cientos de padres de familia han presentado ante diferentes organismos de control su inconformismo por la aparente conducta agresiva del profesor Miguel Ángel Cepeda Rojas con sus pequeños alumnos del Colegio Emiliani, al norte de la ciudad de Tunja.

“Hemos acudido a la Secretaría de Educación de Tunja, ante control interno disciplinario, ante la personería y ante la procuraduría, porque nuestros niños de 2º B, nos han contado que este docente los maltrata física y verbalmente”, señaló una de las madres de familia.

Con un plantón, los padres de familia exigen que el docente sea retirado de sus funciones, o al menos una medida preventiva para que los niños no estén en riesgo. Y es que los padres de familia se quejan porque los entes de investigación no han actuado rápidamente frente al caso.

“Estamos cansados de que no haya una solución pronta, ya hemos agotado todas las instancias, dentro del colegio y fuera de él, pero nada ha surtido efecto, y nos preocupa todos los vejámenes de este hombre contra nuestros pequeños. Varias familias han decidido dejar de llevar los niños al colegio, hasta que no se remueva de su cargo a este profesor que ejerce una persecución contra los niños”, explicó uno de los padres de los alumnos.

Los padres de familia aseguran estar desesperados, y con sus protestas impidieron en la mañana de este miércoles la entrada del docente a la institución.

“El profesor les pone sobrenombres a los niños, les pega con el borrador, a un niño que trajo un día una camándula lo puso con las manos arriba durante varias horas, a los niños les dice señoritas, es decir, es un Bullying continuado y una violación grave a los derechos de los infantes. El docente les dice groserías y castiga de forma humillante a nuestros hijos”, mencionó otra de las madres.

Tras el plantón, el rector del colegio y la secretaría de educación avanzan en una solución del caso, pero esta tendrá que estar estrictamente ceñida a lo que indiquen las autoridades judiciales.

“Tuvimos que darle carga académica a este docente porque él fue nombrado al haber pasado un concurso de méritos para dictar clases en básica primaria. No lo hemos podido remover de su cargo porque tuteló el derecho al trabajo, y nos veríamos obligados a hacerle una indemnización si lo dejamos sin su carga académica y su salario”, indicó el padre Víctor Leguízamo, secretario de Educación de Tunja.

Agregó que “cuando tuvimos que ubicarlo en el colegio donde está generando el inconveniente hoy con los padres de familia, llegó con una actitud de conflicto, le pegó a un niño, y eso lo pusimos en conocimiento de la comisaría de familia y ante el ICBF; esto ya tiene un proceso investigativo que maneja control interno y la fiscalía, pero quienes aún no nos han dado respuesta frente al caso que cada día se pone más difícil de manejar”.

De otro lado la secretaría de Educación ya expuso las dificultades con el docente ante la procuraduría de infancia y adolescencia.

“Presenté nuestra preocupación en 150 folios. También enviamos un requerimiento a la EPS para que ésta emita su concepto de valoración mental para tener conocimiento sobre el estado psicológico del profesor, y determinar con expertos en la materia, y de forma certificada si el docente está o no en condiciones para ejecutar su función laboral con niños”, sostuvo el padre Legúizamo.

Concluyó el secretario de educación que “nuestra dependencia lamentablemente no es una autoridad investigativa y mientras tanto no podemos sancionarlo ni removerlo, no son nuestras funciones, y por eso necesitamos urgente de las autoridades que sí tienen esas facultades, para que en tiempo récord nos ayuden a emitir un fallo para que con una medida preventiva este hombre tenga otras acciones laborales que no ponga en riesgo la integridad de los niños.

Mientras tanto los padres de familia aseguran que sus hijos siguen debatiéndose en el miedo, y evalúan dejar de llevar a sus niños al colegio, situación que rechazan ya que los menores estarían afectados por no recibir con dignidad su derecho fundamental a la educación.

“Ningún derecho debería estar por encima de los derechos de nuestros niños, es el llamado que le hacemos a las autoridades, actúen rápido por favor, para no tener que lamentar más violencias y matoneo contra nuestros hijos”, solicitó uno de los padres de familia que protestó frente al colegio.

Cargando