¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Cumbre cafetera

La Federación busca soluciones a la crisis del café

Directivas nacionales del gremio cafetero esperan que el nuevo presidente de Colombia sea un gran aliado del sector

Roberto Vélez Vallejo, gerente general de la Federación Nacional de Cafeteros /

Roberto Vélez Vallejo, gerente de la Federación Nacional de Cafeteros, anunció las alternativas que se están analizando para que la caficultura salga de la grave crisis en la que se encuentra.

En el marco del Encuentro Nacional de Mujeres Caficultoras, que se realiza en el municipio de Chinchiná en Caldas, las animó para que se presenten a cargos directivos en la Federación y tomen el liderazgo en sus respectivos comités locales y departamentales.

Igualmente les prometió apoyo para formular proyectos que se puedan presentar a los alcaldes y gobernadores del país, para acceder a los recursos de regalías.

También buscará que su trabajo se convierta en un valor agregado, que permita mejorar el precio del producto y realizar exportaciones a través de la Federación, de café producido en su totalidad por mujeres. Destacó que el 30 por ciento de los predios dedicados al café en Colombia están liderados por mujeres, lo que suma cerca de 150.000 productoras.

En lo relacionado con el proyecto de ley presentado en el Congreso de la República para la creación de un fondo de estabilización, afirmó que la idea es comprar seguros en el exterior para que se compense a los cafeteros cuando el valor del grano esté por debajo del precio mínimo establecido.

Indicó que un fondo de ese estilo valdría 100 millones de dólares cada año, que se perderían si el precio del café sube, algo que por el momento lo hace totalmente inviable, si lo deben aportar los caficultores o el Fondo Nacional del Café.

Propuso que estos dineros salgan de las utilidades de Ecopetrol, el Banco Agrario de Colombia o el gravamen del 4 por 1000 a los movimientos financieros, aunque surge la pregunta de si hay voluntad en el gobierno para dar recursos a un fondo de estas proporciones.

En su opinión, han influido en los precios bajos la gran producción de Brasil y la cosecha renovada de Vietnam.

Afirmó que la Federación tiene una discrepancia técnica con el Ministerio de Agricultura, pues el modelo de fondos de estabilización que hay en otros productos como cacao, azúcar, palma, entre otros, no funciona en el caso del café, por las diferencias de mercado interno y externo en volumen y tamaño.

Anunció que se adelantarán diálogos con el gobierno nacional en los próximos dias, para buscar alternativas que generen los recursos necesarios para ese fondo.

En el caso de la producción de cafés especiales, dijo que ayudan para paliar crisis del sector porque genera en promedio 20.000 pesos más por cada carga.

Recordó que hoy en día cerca del 40 por ciento del café colombiano se vende a precios por encima del café estándar, debido a los sellos y certificaciones de calidad.

También se refirió al pago de prestaciones sociales para recolectores e indicó que se está tramitando el proyecto de ley 123, que permite formalizar la mano de obra del mundo del café con el ahorro en BEPS a través de Colpensiones, la inclusión en el SISBEN y con micro seguros para cubrir la siniestralidad laboral.

De esta manera se conseguirá la formalidad de los trabajadores, aunque no ganen en algún momento determinado el salario mínimo.

Advirtió que la llegada de ciudadanos venezolanos a las diferentes regiones del país, contribuirá para el fortalecimiento de la mano de obra en épocas de cosecha.

Anunció la aprobación de recursos por parte del gobierno nacional y el Fondo Nacional del Café, por valor de 39.000 millones de pesos, destinados al apoyo de las labores de renovación de 50.000 hectáreas de café, y recordó que la meta es de 90.000 hectáreas por año para mantener los niveles de producción.

Mantuvo la predicción de que en este primer semestre se producirá un 3 por ciento menos de grano, con respecto al mismo período del año pasado, donde se alcanzaron los 6,5 millones de sacos.

Anunció que se trabaja con el Banco Agrario de Colombia, en cabeza de su gerente Luis Enrique Dussán López, para realizar esquemas de refinanciación para los más de 50.000 caficultores cuyas obligaciones se vencen entre mayo y junio, y que por causa de los bajos precios y problemas climáticos no pueden cumplir con los pagos. Igualmente se busca que parte de los intereses generados sean cubiertos con recursos del estado.

Dijo que confía en que el nuevo presidente sea un gran aliado del sector cafetero, porque el apoyo al café, es el apoyo al campo.

Cargando